Empresas

Mutua Madrileña y CaixaBank amplían su acuerdo para una alianza estratégica

SegurCaixa Adeslas, adquirirá los negocios aseguradores de No Vida procedentes de Banca Cívica y Banco de Valencia. El acuerdo, por importe de 240 millones de euros, supone el acceso a 3,2 millones de nuevos clientes las distribución de las nuevas redes comerciales de los productos aseguradores No Vida de SegurCaixa Adeslas.

Ignacio Garralda, presidente Mutua Madrileña (izq) e Isidro Fainé, presidente de CaixaBank.
Ignacio Garralda, presidente Mutua Madrileña (izq) e Isidro Fainé, presidente de CaixaBank. MUTUA MADRILEÑA

CaixaBank y Mutua Madrileña han alcanzado este jueves un acuerdo para la ampliación de la alianza estratégica que firmaron en julio de 2011, en virtud de la cual Mutua adquirió una participación de control del 50% de SegurCaixa Adeslas, manteniendo CaixaBank la propiedad de un 49,9%, y ambas partes establecieron un acuerdo de distribución exclusiva e indefinida en bancaseguros para productos No Vida. Ahora, tras la incorporación de los clientes y redes comerciales de Banca Cívica y Banco de Valencia a CaixaBank, Mutua y CaixaBank han decidido ampliar el convenio anterior dados los buenos resultados que está generando la alianza.

Según este nuevo acuerdo, SegurCaixa Adeslas invertirá 240 millones de euros en la adquisición y desarrollo de los negocios aseguradores de Banco de Valencia y Banca Cívica, entidades que han sido absorbidas en los últimos doce meses por CaixaBank.  La compañía realizará esta operación con fondos propios, sin tener que acudir a los mercados financieros.

Los contratos definitivos se firmarán en septiembre, una vez la compañía adquirente, SegurCaixa Adeslas, disponga de una “fairness opinion” del importe de la operación  realizada por un experto independiente y haya realizado una “due diligence” confirmatoria. Previsiblemente, la operación quedará cerrada antes de que acabe el año, dado que la efectividad de los contratos está sujeta a la obtención de las autorizaciones regulatorias correspondientes.

Los presidentes de Mutua Madrileña y CaixaBank, Ignacio Garralda e Isidro Fainé, respectivamente, formalizaron en julio de 2011 una alianza estratégica por la que la aseguradora con sede en Madrid tomaba una participación de control del 50% de SegurCaixa Adeslas y alcanzaba un acuerdo para la distribución exclusiva e indefinida  de los productos de Salud, Hogar, Autos y restantes ramos de No Vida de SegurCaixa Adeslas a través de la red de oficinas de CaixaBank, la mayor red del país. Desde entonces, SegurCaixa Adeslas consolida por integración global en las cuentas del Grupo Mutua.

Ignacio Garralda, presidente del Grupo Mutua Madrileña, ya manifestó en marzo de 2012 la predisposición de Mutua a acompañar a CaixaBank en su proceso de expansión, desarrollado en el marco de la reestructuración del sector financiero español. Además, los buenos resultados que arrojan para el Grupo Mutua tanto la compra del 50% de SegurCaixa Adeslas como el acuerdo de bancaseguros con CaixaBank, y que se sitúan por encima de las previsiones iniciales, avalan la ampliación de la alianza.

Buenos resultados de un gran acuerdo

La evolución positiva de SegurCaixa Adeslas, compañía cuyo presidente ejecutivo es Juan Hormaechea, también director general del Área Aseguradora de Mutua Madrileña, se refleja tanto en su cuenta de resultados como en sus cifras de negocio, que evolucionan por encima de la media del sector. Así, el volumen total de primas de la sociedad alcanzó en 2012 los 2.431 millones de euros, un 7,6% más que en el año anterior, mientras que el mercado de No Vida descendió el año pasado un 1,9%.

El acuerdo firmado en julio de 2011 con CaixaBank supuso para Mutua Madrileña una inversión total de 1.075 millones y con él la aseguradora se ha convertido en la 2ª compañía en el ranking de seguros generales del país, con unos ingresos por primas que en 2012 ascendieron a 3.641 millones de euros, lo que representó un incremento del 4,7% respecto al año anterior, y unos beneficios netos consolidados de 189 millones de euros, con un aumento del 5,7% en comparación con los de 2011. De esta cantidad, 58,7 millones de euros (el 31% del total) fueron aportados por SegurCaixa Adeslas.

Al margen de su importante contribución a la cuenta de resultados, la compra de Adeslas y su integración con Aresa -hasta entonces la aseguradora de salud de Mutua Madrileña- ha permitido al Grupo Mutua dar un gran salto adelante en el negocio de los seguros de Salud, llevándole al liderazgo de este ramo tanto en cuota de mercado (27% al cierre de 2012, diez puntos porcentuales más que la segunda empresa del sector), como en número de pólizas y asegurados (más de 4 millones).

En conjunto, la operación también ha supuesto para el Grupo Mutua un importante avance en su estrategia de diversificación, tanto geográfica (el origen del 61% de su negocio está ahora fuera de Madrid, frente al 28,5% en que se situaba en 2010) como por canales y productos. De hecho, el ramo de Autos pasó a representar el pasado año el 34,5% de los ingresos por primas consolidados del Grupo Mutua y el de Salud (resultado de la integración de Aresa y Adeslas) el 50,5%, correspondiendo el 15% restante a los ramos de Hogar, Vida y Accidentes


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba