Empresas

La Fiscalía de Siena investiga presuntos pagos de 4.300 M. de MPS al Santander en 11 meses

Los jueces italianos, según los diarios italianos La Reppublica e Il Corriere della Sera, estudian un total de ocho transferencias efectuadas por Monte dei Paschi a ABN Amro, Santander y Abbey National Treasury por valor de 13 millones, dentro de la venta del banco Antonveneta.

El presidente del Banco Santander, Emilio Botín, en una imagen de archivo.
El presidente del Banco Santander, Emilio Botín, en una imagen de archivo. EFE

Nuevos datos en el 'caso Antonveneta'. La Fiscalía de Siena estudia un total de ocho transferencias, por un monto de 13 millones de euros, que Monte dei Paschi realizó en tan solo 11 meses a ABN Amro, Santander y Abbey National Treasury como parte de la operación de la venta del banco Antonveneta, según informan los diarios italianos La Reppublica e Il Corriere della Sera.

Ambos diarios aseguran que estos datos se encuentran en el expediente que investiga la Fiscalía de Siena. Según la documentación, la primera transferencia, de 9.267 millones de euros (es decir, más que el precio acordado de 9.230 millones), se llevó a cabo en 2008 a favor de ABN Amro Bank, con sede en Amsterdam. En las anotaciones aparece nombrado el Banco Santander como "sujeto vendedor que tiene derecho a los derechos y obligaciones derivados del acuerdo".

Ese mismo día, según los diarios italianos, se produjo otra trasnferencia a Banco Santander de Madrid, por un total de 1.800 millones. Un año después, el 31 de marzo de 2009, Monte dei Paschi realizó otras dos transferencias, una de 1.500 millones y otra de 67 millones a la entidad presidida por Emilio Botín.

Las otras cuatro transferencias se organizan por MPS el mes siguiente, concretamente el 30 de abril. Las dos primeras, una vez más, están a favor de Banco Santander y reportan las cantidades de 1.000 millones y 49 millones, respectivamente. Mientras, Abbey National Treasury percibió dos transferencias por valor de 1.800 millones y 123 millones respectivamente.

La venta de Antonveneta a Banco Monte dei Paschi di Siena (BMPS) fue una de las operaciones más exitosas del presidente de Santander. El banquero español consiguió para el banco 3.000 millones de plusvalías en poco más de un mes, tras comprar Antonveneta a ABN Amro por 6.300 millones y venderla al banco italiano por 9.300 millones. Sin embargo, la Justicia italiana empieza a tener dudas sobre esta operación, que fue una de las causa que ha abogado a BMPS hacia la ruina.

Los investigadores italianos consideran que el dinero pagado por Antonveneta provocó un quiebro en las cuentas de BMPS, el banco más antiguo del mundo, empujando la entidad a meterse en complejas operaciones financieras para tapar el agujero. Hasta que, la semana pasada, el banco central de Italia (Bankitalia) reveló la existencia de problemas y el Gobierno dimisionario de Mario Monti dio el visto bueno a su recapitalización.

Según publica hoy Il Corriere, existiría un pacto verbal entre Santander y BMPS para repartirse las plusvalías de la venta de Antonveneta, cuyo precio se habría inflado artificialmente. "Los actos contables, las comunicaciones internas, las relaciones trasmitidas a los órganos de control que fueron incautadas hace ocho meses por la magistratura de Siena y han sido analizadas por la Guardia de Finanzas, han permitido encontrar indicios concretos sobre esta alianza ilícita", sostiene el diario italiano.

El diario también añade que el coste final de la operación alcanzó, finalmente, los 10.300 millones y que JP Morgan, intermediario en la compraventa, habría sido el beneficiario de parte de este sobrecoste. Este medio intentó en reiteradas ocasiones conocer la opinión del Santander, que no respondió a ninguna de las llamadas. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba