Empresas

Sacyr deshace el consejo de Vallehermoso para agilizar la venta de sus activos

Sacyr sigue dando pasos encaminados a buscar una salida a Vallehermoso, su división inmobiliaria. A comienzos del presente mes, el grupo constructor y de servicios que preside Manuel Manrique ha suprimido el consejo de la filial con el fin de agilizar las opciones que tiene encima de la mesa encaminadas a encontrar una solución y que se concretan en la venta de algunos activos, las negociaciones con los acreedores y la valoración del interés de inversores dispuestos a tomar posiciones en la compañía.

Manuel Manrique, presidente de Sacyr.
Manuel Manrique, presidente de Sacyr.

Vallehermoso prescinde de su consejo de administración. Sacyr da así un paso más hacia una solución definitiva para su filial inmobiliaria que ha dejado de ser considerada como estratégica para el grupo de construcción y servicios que preside Manuel Manrique. La dirección de Vallehermoso quedará en manos de un administrador único, su hasta ahora consejero delegado, Daniel Loureda, con el fin de agilizar las operaciones que marcarán el futuro de la compañía.

Así, Sacyr cuenta con varias opciones encima de la mesa para ir dando salida a Vallehermoso. La compañía sigue negociando con la banca acreedora la refinanciación de la deuda de su división inmobiliaria, que asciende aproximadamente a 1.200 millones de euros. En su última comparecencia ante los medios, Manrique aseguró que las conversaciones incluían la petición de quitas a las entidades financieras.

Por otro lado, Vallehermoso también evalúa la venta de algunos de sus activos, operaciones que también le permitirían reducir su deuda.

Al mismo tiempo, mantiene conversaciones con inversores interesados en tomar posiciones en la sociedad, especialmente fondos internacionales y compañías del sector. Vallehermoso cuenta con activos valorados en unos 1.800 millones de euros y su situación ha despertado el interés de sociedades especializadas en el sector inmobiliario que, por lo tanto, podrían gestionar Vallehermoso con vistas a una futura recuperación del sector sin tener que estar pendiente de otras patas de negocio, como sucede con Sacyr.

En busca de agilidad

“Toda esta actividad exige una notable agilidad en la toma de decisiones y por eso se ha tomado esta decisión”, señalan fuentes del grupo. Desde el punto de vista societario es un paso importante para el futuro de la compañía aunque la decisión no implica que algunas de las operaciones que están encima de la mesa de la compañía vayan a ejecutarse de forma inmediata.

El consejo de administración de Vallehermoso estaba presidido por Fernando Rodríguez-Avial, que también preside Testa, la filial de inmuebles en renta de Sacyr, además del G-14, lobby del sector inmobiliario. Entre los consejeros de Vallehermoso también figuraban el propio Manuel Manrique, el vicepresidente primero de Sacyr, Demetrio Carceller; y el ex presidente del grupo José Manuel Loureda.

Hace tiempo que Sacyr dejó de considerar estratégica el área inmobiliaria, especialmente en sus sectores residenciales y de suelo, tras el desplome sufrido por la crisis. Otro movimiento societario en esta dirección fue protagonizado por Sacyr poco antes del verano, cuando modificó su denominación social, hasta entonces Sacyr Vallehermoso, con el fin de eliminar la segunda parte y quedarse simplemente en Sacyr.

Diez años de la fusión

Hace poco más de diez años, la constructora Sacyr adquirió al Banco Santander su paquete de control en la inmobiliaria Vallehermoso, que por entonces cotizaba en Bolsa.

Posteriormente, Sacyr optó por fusionarse con su participada y dar a la resultante el nombre de las dos sociedades. Eran otros tiempos, cuando en España llegaron a venderse más de 900.000 viviendas en un solo año.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba