Empresas

Qué hacer si Ryanair te ha dejado en tierra tras cancelar más de 2.000 vuelos

La aerolínea de bajo coste ha suspendido entre 40 y 50 viajes diarios hasta finales de octubre para solucionar sus problemas de puntualidad. Según explica la OCU, los pasajeros tienen derecho a reclamar si la compañía no les informa ni compensa de forma adecuada.

Varios pasajeros embarcan desde la pista en un avión de Ryanair.
Varios pasajeros embarcan desde la pista en un avión de Ryanair. EFE

Cientos de pasajeros de Ryanair se han despertado este sábado con una mala noticia: la compañía irlandesa ha decidido cancelar entre 1.680 y 2.000 vuelos -una media de entre 40 y 50 viajes diarios- alegando problemas de puntualidad. La situación, que se extenderá hasta finales de octubre, ha indignado a los usuarios de la aerolínea de bajo coste en las redes sociales, donde la empresa ha asegurado, no obstante, que se pondrá en contacto con los afectados para reembolsarles el importe del billete y ofrecerles rutas alternativas. 

Si tu vuelo se encuentra entre el 2% que la compañía ha decidido cancelar, existe la posibilidad de reclamar. Según ha informado Ryanair, los consumidores que se hayan visto afectados por esta medida recibirán un correo electrónico de cancelación de su viaje. A partir de ahí, la aerolínea está obligada a cumplir con una serie de requisitos especificados en el reglamento europeo 261/2004,que regula los derechos de los pasajeros en materia de transporte aéreo. 

El artículo 5 deja claras las normas respecto a las cancelaciones de vuelos, estableciendo que los pasajeros tendrán derecho a una compensación por parte de la compañía si no se cumplen una serie de requisitos; el primero de ellos, que la aerolínea informe previamente de la cancelación. "Si algún consumidor no se le informa de la cancelación adecuadamente, de forma fehaciente, como por ejemplo por correo electrónico, tiene derecho a esas compensaciones, que van de los 250 a los 600 euros en función de la distancia del vuelo", explica Enrique García, portavoz de la organización de defensa del consumidor.

Si esta circunstancia se cumple, el siguiente paso será comprobar con cuánta antelación se ha suspendido nuestro viaje. Si el viaje estaba programado para dentro de dos semanas o más, la compañía estará únicamente obligada a reembolsar el importe; y si se notificase al consumidor con una antelación de entre 14 y 7 días, Ryanair también deberá ofrecer una opción de transporte alternativo.

En el caso de que la aerolínea no cumpliese con estas obligaciones, el usuario podrá reclamar una compensación a la compañía. Si ésta fuese denegada o ignorada, la OCU recomienda dirigir una reclamación a la Agencia Española de Seguridad Aérea, la entidad pública responsable del cumplimiento del reglamento. La cantidad con la que la compañía tendrá que compensar al usuario será de 250 euros si la distancia recorrida por el vuelo es de hasta 1.500 kilómetros; de 400 euros si se trata de un viaje intra-comunitario de 1.500 km o de hasta 3.500 a nivel global; y de 600 euros en el caso de trayectos de más de 3.500 km.

Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba