Empresas

El precio de la luz subirá o bajará en función de las crisis políticas internacionales

Si Ucrania corta el grifo del gas a Europa, Argelia entra en crisis o hay otra Primavera Árabe se verá reflejado inmediatamente en el precio de la luz tras el cambio introducido por el Gobierno que establece su cotización en tiempo real. La CNMC ha alertado de la alta volatilidad e imprevisibilidad en el sistema de fijación de precios de la electricidad.

La vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, junto al ministro José Manuel Soria, en una rueda de prensa de un Consejo de Ministros.
La vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, junto al ministro José Manuel Soria, en una rueda de prensa de un Consejo de Ministros. EFE

Con el nuevo sistema de fijación de precios de la luz que sustituirá a las polémicas subastas, la electricidad cotizará en tiempo real al estilo de la Bolsa. Y al igual que las acciones que se negocian en los parqués, el precio de la luz se irá fijando día tras día en función de su cotización en el mercado mayorista.

Hasta ahora, la subasta marcaba el coste de la electricidad para el trimestre posterior, con lo que se conocía de antemano el precio por kilovatio para ese periodo, que permanecía invariable.

Pero cuando entre en vigor el nuevo modelo, cualquier situación o eventualidad que influya en los precios energéticos será inmediatamente trasladada al recibo. SI hay crisis en Ucrania y este país corta el grifo del gas ruso que pasa por sus oleoductos camino de Europa, los precios energéticos se disparan automáticamente y, por extensión, el de la electricidad.

Si hay una nueva Primavera Árabe que introduzca tensiones internacionales a las materias primas energéticas, el recibo lo notará día tras día, al igual que si el precio del pool baja por un invierno con mucha agua y mucho viento, también lo hará el coste que se reflejará en los contadores de la luz.

El nuevo mecanismo será "menos estable" y más volátil e impredecible y sólo en el mejor de lo casos conseguirá ahorros de hasta 6 euros al mes en el recibo

De ahí que el informe de la CNMC haya alertado al Gobierno de que el nuevo mecanismo hará "menos estable" y más volátil el precio que pagaremos por la luz.

“El mecanismo de fijación del coste de la energía vigente determina el coste para el siguiente trimestre, mientras que el mecanismo propuesto es el resultado de aplicar los precios registrados en el mercado. En consecuencia, la comparación de las facturas de los consumidores entre bimestres presentará una mayor variabilidad”, señala en informe del regulador.

Así que cualquier crisis política internacional que afecte a los precios energéticos se verá reflejada en el recibo en el mismo día, en función de lo que marque hora tras hora el precio mayorista de la electricidad, frente a la "relativa tranquilidad" que da al consumidor el conocer previamente un precio fijo por la luz para todo un trimestre, reseña un experto consultado.

Igualmente se recogerán en tiempo real las bajadas de precios provocadas por unos meses de mucho viento e hidraulicidad.

El nuevo mecanismo sólo será efectivo cuando todos los clientes dispongan de un contador inteligente en sus casas, algo que no ocurrirá hasta finales de 2018

Pero para disponer de esa lectura de la luz en tiempo real es necesario tener instalado un contador inteligente y en España sólo siete millones de clientes lo tendrán a finales de este año, sobre un total de 27 millones de consumidores con derecho a Precio Voluntario (antigua TUR).

Esta ha sido otra de las críticas que ha trasladado el informe de la CNMC al Gobierno, dado que para que funcione bien el nuevo sistema y los clientes puedan beneficiarse de la telegestión de su consumo es necesario que cuenten con el contador inteligente. Es aquí donde estará el cuello de botella del nuevo sistema, dado que las compañías eléctricas tienen hasta finales de 2018 para instalarlos.

Con los nuevos contadores, el cliente dispondrá del precio de la luz en tiempo real y podrá tomar decisiones de consumo a las horas más adecuadas, lo que en el mejor de los casos, según la CNMC, generará ahorros de hasta 6 euros al mes en el recibo. La reducción de precios con el nuevo sistema ha defraudado a los consumidores, que esperaban bajadas del recibo más importantes.

El coste de la energía representa en torno al 40% del recibo, mientras el 60% restante se fijan desde el Gobierno a través de la orden de peajes.

Ahora, el Ministerio de Industria y Energía tendrá que decidir qué recomendaciones de la CNMC aplica al nuevo sistema, con el objetivo de mejorarlo y que pueda entrar en vigor si no en abril, tal y como estaba previsto, al menos en mayo o junio.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba