Empresas

La Justicia desactiva un bombazo de Florentino Pérez: Emirates patrocinaría el nuevo Bernabéu y pondría 160 M. para las obras

El presidente del Real Madrid preparaba el anuncio tanto del acuerdo de patrocinio como del inminente comienzo de las obras para esta semana. La paralización del nuevo Bernabéu por parte de la Justicia deja todo en el aire, a expensas de la decisión de Bruselas.

Maqueta del aspecto exterior del nuevo Estadio Santiago Bernabéu.
Maqueta del aspecto exterior del nuevo Estadio Santiago Bernabéu. FLICKR/Jose Javier Martin Espartosa

La decisión del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) de paralizar el proyecto de la remodelación del estadio Santiago Bernabéu ha tirado por tierra los planes del presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, de comenzar la semana con el anuncio de una noticia bomba: un acuerdo con Emirates para que la aerolínea asiática preste su nombre al nuevo estadio y el inicio inminente de las obras gracias al dinero que adelantaría la compañía de Emiratos Árabes.

Pérez, que llegó a finales de la pasada semana a EEUU, donde el Real Madrid estaba apurando su tradicional gira americana de pretemporada, pretendía regresar con el equipo y proceder al esperado anuncio. El presidente del club merengue tenía bajo el brazo un acuerdo por el que Emirates, que ya patrocina las camisetas del equipo de fútbol, pondría hasta 160 millones de euros para comenzar los trabajos de reforma del nuevo Bernabéu, que pretende incluir elementos como un hotel de lujo y un centro comercial

En los últimos días, el también presidente de ACS había comunicado a algunos de los miembros de la junta directiva del Real Madrid que preparaba una bomba informativa que anunciaría en breve. Los primero que vino a la cabeza de los confidentes fue la idea del fichaje de una estrella para el equipo de fútbol.

Pero al preguntar a Florentino Pérez por qué se guardaba tanto la noticia, la respuesta del presidente fue debía esperar a que finalizase el ramadán. El motivo de tan peculiar motivo reside en el hecho de que la negociación se está llevando a cabo con la aerolínea de los Emiratos Árabes y, por lo tanto, durante el mes de ayuno musulmán no se pudo ni avanzar en los detalles ni tampoco anunciar ni filtrar ningún tipo.

Alternativas desechadas

Para financiar el coste del proyecto del nuevo Santiago Bernabéu, valorado en unos 400 millones de euros, Florentino Pérez ha explorado diversas opciones. Entre las primeras estuvo la búsqueda de financiación a través de un fondo de inversión que aportara, al menos, el 50% del montante total de los trabajos.

Ante los resultados negativos de esta opción, el Real Madrid también exploró las sugerencias de algunos bancos de inversión de emitir títulos de renta fija, recurso por el que han optado otros clubes europeos para la construcción de sus estadios como fue el caso del Arsenal FC inglés.

Sin embargo, finalmente se ha apostado de forma decidida por el patrocinio del estadio. Durante los últimos meses han desfilado múltiples candidatos por la planta noble del Bernabéu e incluso se desataron los rumores con nombres como Microsoft y Coca-Cola, que fueron posteriormente desmentidos.

Florentino Pérez tenía como uno de los objetivos primordiales para el inicio de temporada el inicio de las obras, toda vez que es consciente de que el proyecto de la remodelación del estadio tiene causas pendientes con la Justicia, como la de los reversionistas (anteriores propietarios del suelo con derecho de tanteo en el caso de cambio de uso) de los terrenos y la de Ecologistas en Acción.

Pero, sobre todo, al presidente del Real Madrid le preocupaba el proceso que ha abierto la Comisión Europea para determinar si la operación urbanística que ha permitido la permuta de terrenos entre el club blanco y el Ayuntamiento de Madrid constituye un caso de ayudas públicas ilegales.

Bruselas sigue trabajando

Finalmente, estos dos últimos procesos han confluido para evitar, precisamente, que el Real Madrid diera comienzo a las obras y cualquier resolución judicial dictada posteriormente fuera de imposible aplicación por el grado de avance del proyecto.

Para empezar a meter la piqueta, a Florentino Pérez sólo le restaba asegurarse la financiación con el patrocinio del estadio y lo tenía prácticamente atado. Pero el auto del TSJM ha dejado todo en suspenso hasta que Bruselas se pronuncie.

Fuentes próximas a la Comisión Europea aseguran que la Comisaría de Competencia, que es la que se encarga de estudiar el expediente abierto a España por las presuntas ayudas públicas ilegales a los clubes de fútbol, prosigue su trabajo para dar una respuesta definitiva después de que se abriera un periodo de alegaciones.

Expertos en cuestiones comunitarias han apuntado a Vozpópuli que la decisión del TSJM puede estar motivada por la existencia de múltiples posibilidades de que Bruselas se pronuncie en contra de las ayudas y, por lo tanto, obligue al Real Madrid a devolverlas, lo que provocaría que el faraónico proyecto de la remodelación del Bernabéu, tal y como está concebido, no podría llevarse a cabo.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba