Empresas

La eléctrica alemana RWE provisiona 270 millones por los recortes a las renovables en España

La segunda eléctrica de Alemania, que estudia sumarse a los arbitrajes internacionales por las medidas de Industria, sufre por su exposición a la eólica y critica el "cortoplacismo" de gobiernos como el español en materia energética.

El grupo perdió casi 2.800 millones el año pasado.
El grupo perdió casi 2.800 millones el año pasado. EFE

Más consecuencias de la reforma eléctrica de José Manuel Soria. La compañía eléctrica alemana RWE ha tenido que dotar fuertes provisiones en el ejercicio 2013 por el deterioro del valor de sus activos renovables en España, tras las medidas anunciadas por el Ministerio de Industria para intentar contener el gigantesco déficit de tarifa eléctrico.

La segunda compañía del sector en Alemania, que el año pasado entró en pérdidas por primera vez en su larga historia (se fundó en 1949), ha provisionado 270 millones de euros en sus cuentas de 2013 a causa de los “drásticos recortes en los subsidios a las renovables” llevados a cabo en España.

En su informe anual de 2013, la compañía alemana explica que “las condiciones para la generación de energía renovable han empeorado” en España y recuerda que, “desde 2010, la intervención estatal en detrimento de los generadores de electricidad ha aumentado" en este mercado "debido a las dificultades presupuestarias”.

Dice que "la inestabilidad regulatoria" va a reducir las inversiones de las empresas de servicios públicos

El grupo, que estudia sumarse a la oleada de arbitrajes internacionales interpuestos contra el Estado español por los recortes a las primas de las renovables, no entra en su informe en esta cuestión, aunque sí subraya que "la inestabilidad regulatoria y la introducción de cargas adicionales reducen la capacidad de las utilities y su voluntad para realizar las inversiones necesarias en infraestructuras energéticas”. También critica el “cortoplacismo político” de países como Hungría y España.

La mayor parte de la millonaria provisión de RWE corresponde a sus parques eólicos en España, aunque una parte también está relacionada con su participación (en torno al 12,5%) en Andasol 3, una central termosolar de 50 megavatios (MW) de potencia en Guadix (Granada).

La presencia del grupo en el mercado español, a través de su filial RWE Innogy Aersa, se limita a las energías renovables, para las que Industria prepara un recorte que el Ministerio ha cifrado en más de 1.700 millones.

RWE tiene 16 parques eólicos en España ubicados en Aragón, Castilla y León, Castilla-La Mancha y Andalucía, con una potencia total de 447 MW. Y, para su desgracia, esta tecnología va a ser la que sufra el mayor recorte (unos 1.000 millones) con el nuevo sistema de “rentabilidad razonable” diseñado por Industria.

Por si fuera poco, los molinos puestos en marcha antes de 2005 se van a quedar sin prima y buena parte de los de la compañía alemana son anteriores a esa fecha.

RWE anunció el martes unas pérdidas de 2.757 millones de euros (frente a los beneficios de 1.306 millones de un año antes), las primeras de su historia, tras dotar fuertes provisiones (4.800 millones) relacionadas, sobre todo, con sus centrales de gas y carbón en Europa. El grupo, que ha tenido que reducir el dividendo de 2013 a la mitad, ha anunciado que seguirá recortando capacidad y plantilla, vendiendo activos y disminuyendo inversiones.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba