Empresas

El plan de Merlin con Testa: acelerar su llegada al mercado de bonos y refinanciar su deuda

La compañía que dirige Ismael Clemente trabajará para transformar la recién adquirida Testa en Socimi antes de que finalice el tercer trimestre para aprovechar cuanto antes las ventajas fiscales de este régimen.

El presidente y consejero delegado de Sacyr, Manuel Marique (d), y el presidente ejecutivo de Merlín Properties, Ismael Clemente
El presidente y consejero delegado de Sacyr, Manuel Marique (d), y el presidente ejecutivo de Merlín Properties, Ismael Clemente EFE

La socimi Merlin Properties, protagonista de la operación inmobiliaria del año con la compra de Testa, trabaja ya en los siguientes pasos para terminar de digerir la operación y su financiación. Los primeros objetivos se encaminan hacia la refinanciación de la deuda de la que hasta ahora era filial patrimonialista de Sacyr, con vistas a obtener una calificación crediticia en grado de inversión y así poder acudir a financiarse al mercado de bonos antes de que se produzca una subida de los tipos de interés.

La compañía acaba de registrar una ampliación de capital por valor de 1.033 millones de euros para acometer las próximas fases de la compra de Testa, valorada en su totalidad en unos 1.800 millones. Hasta ahora, Merlin Properties ha tomado un 25% del capital de la filial de Sacyr a través de la suscripción de una ampliación de capital. El siguiente paso deberá darse antes del próximo 29 de julio, con la compra de otro 25% por un precio de 861 millones de euros. El resto de la operación culminará en junio de 2016.

No obstante, Merlin ya trabaja en el futuro más inmediato para Testa, con la que estudia fusionarse para crear un gigante inmobiliario con activos valorados en más de 5.500 millones de euros y que el mercado señala como uno de los futuros integrantes del Ibex-35.

En el folleto de su ampliación de capital, Merlin Properties apunta como uno de sus objetivos más inmediatos la obtención de un rating en el grado de inversión, lo que le permitiría un acceso más fácil y barato al mercado de renta fija. La socimi buscaría emitir deuda como complemento para refinanciar la compra de Testa y reducir la dependencia de la deuda bancaria.

Testa, una socimi antes del 30 de septiembre

Además, los planes de Merlin pasan por realizar esta maniobra lo antes posible, en previsión de un posible escenario de subida de los tipos de interés, que podría darse en el corto o medio plazo. De esta forma, la compañía aún sería capaz de acceder a una financiación barata antes de que se confirme el cambio de ciclo económico y el precio del dinero inicie una espiral alcista.

Del mismo modo, el folleto de la ampliación también señala que la intención de Merlin es convertir a Testa en socimi cuanto antes, en concreto, antes de que finalice el tercer trimestre, con el objetivo de comenzar a beneficiarse de las ventajas fiscales que ofrece este régimen y de las que ya disfruta la propia Merlin.

La conversión en socimi no es nada nuevo para Testa. De hecho, Sacyr, la que hasta ahora ha sido su matriz, estudió esta posibilidad cuando analizaba el futuro de la compañía, entre otras opciones como dotarla de mayor liquidez en Bolsa o vender un porcentaje a un inversor que se convirtiera en socio. Finalmente, Sacyr procedió a vender la totalidad de su participación (más del 99% del capital), la opción que más agradaba a sus acreedores.

Además de buscar su camino hacia el mercado de bonos, Merlin también captará capital para Testa a través de la venta de activos de la compañía considerados como no estratégicos, en el área residencial, hotelera y también de suelo.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba