Empresas

El arbitraje castiga a Novagalicia: los clientes ganan todas las reclamaciones por preferentes

La entidad gallega ha perdido los 863 laudos presentados hasta el momento por el coletivo de afectados por este producto. La cuantía de las restituciones pueden alcanzar los 20 millones de euros.

Las preferentes son un quebradero de cabeza para Castellano y González Bueno.
Las preferentes son un quebradero de cabeza para Castellano y González Bueno. EFE

"La intención de la Fiscalía es analizar caso por caso". La promesa que realizó Eduardo Torres Dulce, fiscal general del Estado, a los afectados por las preferentes está castigando a Novagalicia. La entidad ha perdido todos los laudos emitidos, por el momento, por el Instituto Galego de Consumo (IGC), que ejerce el papel de arbitraje. Estas resoluciones han permitido recuperar el dinero invertido en participaciones preferentes a 863 ahorradores de la entidad gallega. Según fuentes del sector, la cuantía de estas restituciones pueden alcanzar los 20 millones de euros.

Ante la avalancha de solicitudes de arbitraje, que alcanzan las 14.000, el IGC ha elevado su plantilla a 23 efectivos con la intención de «aportar mayor agilidad al proceso y llevar a cabo el mayor número posible de vistas cada día». Además de gestionar las peticiones de arbitraje, que alcanzan las 14.000, el IGC ha enviado más de 2.000 solicitudes a la Fiscalía (con las que articuló la demanda conjunta). También ha remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores 11.800 reclamaciones presentadas por los clientes de participaciones preferentes de NCG. En total son 43.000 los clientes que compraron este controvertido producto.

Desde que llegaron las primeras resoluciones -laudos- favorables a sus clientes, NCG Banco ha reintegrado casi medio millón de euros a 21 afectados por las participaciones preferentes. Todos ellos acudieron a la vía del arbitraje, una solución extrajudicial, mediante un acuerdo que tiene como mediador al Instituto Galego de Consumo. Es una media de 22.000 euros por cliente, aunque los casos particulares se mantienen en secreto.

Todavía es muy poco, apenas el 0,05 %, para todo el montante que comercializaron las extintas Caixa Galicia y Caixanova. Sólo en Galicia fueron más de 900 millones los colocados a clientes entre preferentes y subordinadas perpetuas, productos complejos, con mucha letra pequeña, y que se vendieron en oficinas a clientes sin experiencia ni conocimientos financieros. Esos son los que mejor lo tienen para poder recuperar su dinero. Una auditora, PriceWaterHouse, contratada por Novagalicia, se encarga de discernir qué casos pueden acudir a ese arbitraje.

Novagalicia banco reintegra el capital, aunque con matices. La entidad propone devolver el dinero comprado en preferentes, pero se hace un cálculo con los intereses pagados. Las preferentes se llegaron a pagar hasta al 7 %, y ahora se tiene en cuenta lo que se habría abonado con un depósito convencional. Se hace la cuenta y se paga en menos de 48 horas.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba