Empresas

Iberia seguirá la hoja de ruta pactada con los sindicatos pese a la oposición de IAG

Las negociaciones entre Iberia y los sindicatos para cerrar un acuerdo con vistas al plan de ajuste de la aerolínea proseguirán su curso con las bases establecidas en los acuerdos entre ambas partes. La reunión del consejo del holding IAG, que aglutina a la compañía española y a British Airways, reflejó las diferencias que separan a ambos socios ya que la parte británica sigue oponiéndose a este camino y apostando por los recortes radicales establecidos en el plan inicial.

Iberia seguirá la hoja de ruta pactada con los sindicatos pese a la oposición de IAG
Iberia seguirá la hoja de ruta pactada con los sindicatos pese a la oposición de IAG

El escenario no cambiará en Iberia, al menos en el muy corto plazo. La compañía seguirá adelante con las negociaciones que ha entablado con los sindicatos para buscar cuanto antes un acuerdo que permita cerrar las condiciones del plan de ajuste de la aerolínea. Una hoja de ruta que no gusta nada en la parte británica del holding IAG, como ha quedado de manifiesto en la reunión de su consejo de administración.

Los representantes de Iberia han señalado que las conversaciones con los sindicatos están notablemente avanzadas y que confían en llegar pronto a un acuerdo, que incluso podría llegar antes de la fecha límite del 31 de enero impuesta por la compañía. Las bases acordadas por la dirección de la aerolínea española y los representantes de los trabajadores no son del agrado de la parte británica de IAG, que siempre ha defendido que el planteamiento inicial del llamado Plan de Transformación (que implica 4.500 despidos y fuertes rebajas salariales) no debe modificarse para poder llevar a cabo sus planes para la aerolínea.

Sin embargo, la unanimidad es una utopía en el seno de IAG, demasiado dividido para poder echar abajo unas negociaciones que podrían culminar en unos días ya que, en este caso y al contrario de lo que sucedió en los primeros momentos, ambas partes están comprometidas a concluir las conversaciones con un apretón de manos. 

El papel del Gobierno

En la actitud de Iberia también ha influido el papel representado por el Gobierno en este asunto. Las relaciones entre la compañía y el Ejecutivo no pasan por su mejor momento ya que la dirección de la aerolínea considera que se le ha exigido lo que a otras grandes empresas e incluso a otros sectores no: moderación en los ajustes laborales. Sin embargo, Iberia se siente respaladada por el Gobierno, que en repetidas ocasiones ha manifestado su rechazo a que el futuro de un sector estratégico como el del turismo quede en manos de IAG

En este sentido, la ministra de Fomento, Ana Pastor, señaló ayer que "no es baladí el futuro de Aena, ni el de Barajas como 'hub', ni el de un sector tan importante para España como es el turístico". En su intervención en el 'Foro ABC', Pastor reveló que ha mantenido conversaciones con la compañía aérea y con los representantes de los trabajadores, y que a ambas partes les ha transmitido el deseo del Ministerio de que la compañía aérea sea viable, pero que el plan reestructuración que ha diseñado para alcanzar esa rentabilidad sea "compatible" con preservar el papel de 'hub' del aeropuerto de Barajas, y "las rutas y conexiones con América Latina y los enlaces entre la Península y la islas".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba