Empresas

Iniciativas ciudadanas contra los oligopolios: compras colectivas de gasolinas, luz y telefonía

Para combartir el control de las grandes compañías sobre los precios de servicios esenciales han proliferado las compras colectivas organizadas por internet, que permiten importantes rebajas en electricidad, telefonía y ahora también en gasolina.

Estación de servicio de BP.
Estación de servicio de BP. BP

Empezaron comprando electricidad de forma masiva para abaratar el recibo de la luz, después dieron el salto a la telefonía con un modelo similar y ahora, en plena polémica sobre los precios de las gasolinas en España, toca el turno de lanzarse contra las petroleras.

Mientras la CNMC impone severas multas a las grandes petroleras por pactar precios y el Gobierno ultima una modificada Ley de Hidrocarburos que intentará introducir más competencia en el sector, desde la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) se ha puesto en marcha la primera compra colectiva de carburantes que, siguiendo el modelo de sus antecesoras, trata de buscar una importante ahorro en la factura de combustibles que cada año pagan familias, autónomos y pymes.

Esta organización ya ha realizado con éxito compras colectivas de energía y telefonía, a las que se han sumado 477.000 y 200.000 hogares, respectivamente, según los datos recogidos en su web, con ahorros medios de entre 50 y 80 euros anuales.

Según los datos del INE, cada hogar español gasta aproximadamente 1.300 euros al año en carburantes, lo que representa un 5% del presupuesto de una familia de clase media.

Según el INE, una familia de clase media gasta al año 1.300 euros en carburantes y la OCU busca ahorros de 8 céntimos por litro con su plan de compra colectiva

Los precios de los combustibles en las gasolineras suben a toda velocidad (efecto cohete) cuando lo hace el petróleo y las cotizaciones internacionales de los carburantes y bajan lentamente (efecto pluma) cuando esas dos referencias se desploman. Estas conclusiones las comparten Gobierno, oposición, el regulador CNMC, que mes a mes hace su informe sectorial, y los consumidores.

Es más, antes la CNC y ahora la CNMC (la primera está integrada en la segunda) denuncian la falta de competencia en el mercado de carburantes, constatan que España es el quinto país de la UE con las gasolinas más caras y que los márgenes de las petroleras aumentan mes tras mes.

En esa línea se han pronunciado los responsables de la OCU, que señalan que “los precios antes de impuestos y, sobre todo, los márgenes que aplican las operadoras son mayores que en una gran parte de los países europeos”.

Está claro que en España, el consumidor no puede conseguir mejores precios al cambiar de gasolinera porque la mayoría de ellas replican los precios y evitan competir entre ellas, según constata la CNMC.

El objetivo es conseguir el mayor número de suscriptores a la iniciativa para que a una petrolera le salga rentable ofrecer descuentos a cambio de masa crítica de clientes

Así que para conseguir descuentos en la factura de las gasolinas, la OCU se ha propuesto unir al mayor número posible de consumidores (ya van 42.544 según la web de la organización) para negociar directamente con las principales compañías (Repsol, Cepsa y BP, esencialmente) y todas operadoras que tengan una amplia representación en el territorio nacional.

El objetivo es conseguir un descuento de ocho céntimos por litro de gasolina o gasoil. Según la OCU, esta iniciativa, a la que se accede a través de la plataforma online www.quieropagarmenosgasolina.org, se cerrará a los consumidores interesados el 12 de mayo, para que el 22 de ese mismo mes se elija al operador ganador que haya ofrecido el mayor descuento.

En octubre de 2013, esta organización consiguió in extremis adjudicar su plan de compra colectiva de electricidad a un pequeño operador, Holaluz.com, en un proceso al que las grandes eléctricas dieron la espalda.

Este operador alternativo de electricidad se ha comprometido a dar descuentos de hasta el 8% a los más de 477.000 usuarios que se apuntaron a la iniciativa canalizada a través de internet.

Algo similar pero de menos calado se consiguió con la compra de servicios de telefonía, un sector (este sí) en el que sí hay competencia efectiva entre compañías y precios.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba