Empresas

Felipe Benjumea recibe 11,5 millones de indemnización por su salida de Abengoa

Felipe Benjumea acordó con Abengoa el mismo día en el que dejó el cargo de presidente ejecutivo un acuerdo de asesoramiento por un millón de euros al año.

Felipe Benjumea, en el debut de Abengoa en el Nasdaq.
Felipe Benjumea, en el debut de Abengoa en el Nasdaq. EFE

En el peor momento de su historia, con serias dificultades para acceder a financiación, Abengoa ha entregado a su expresidente, Felipe Benjumea, cerca de once millones y medio de euros como indemnización por su renuncia al cargo. Además, el mismo día en el que se produjo el cese de Benjumea como presidente se firmó un contrato de asesoramiento con la compañía por el que el ejecutivo recibirá un millón de euros al año hasta diciembre de 2016.

El grupo explica en la presentación de sus últimos resultados trimestrales que ha reconocido en los Estados Financieros Intermedios a 30 de septiembre de 2015 una indemnización por cese anticipado a Felipe Benjumea por un importe total de 11,48 millones. La cantidad obedece a la "obligación de no competencia post contractural equivalente al 100% de la retribución percibida por cualquier concepto en el ejercicio inmediatamente anterior, esto es, 4,48 millones de euros", y a una "bonificación por permanencia por importe de siete millones de euros".

Vozpópuli publicó el mes pasado que, en plena tormenta financiera, Benjumea acordó, este mismo año, un bonus de siete millones de euros en el caso de que fuera cesado. Dicha información no fue traslada a la CNMV hasta que el regulador del mercado requirió a la empresa información sobre indemnizaciones pactadas entre la sociedad y los consejeros. El pasado mes de mayo Abengoa remitió la información solicitada a la CNMV en un documento que puede consultarse en los registros sobre retribuciones del grupo con sede en Sevilla. En el mismo la compañía explica que este año se habían firmado "contratos mercantiles" con el presidente ejecutivo, Felipe Benjumea, y el consejero delegado, Santiago Seage, que reconocen a favor de estos "el derecho a percibir una bonificación condicionada a su permanencia en el cargo hasta alcanzar la edad de sesenta y cinco años por importe de siete millones de euros y tres millones de euros respectivamente".

El pasado 23 de septiembre Felipe Benjumea renunció al cargo y fue nombrado presidente de honor de Abengoa. El consejo de administración del grupo designó como presidente no ejecutivo a José Domínguez Abascal.

Según revela Abengoa en sus últimos resultados trimestrales, en el apartado de transacciones con partes vinculadas, el 23 de septiembre, el mismo día en el que se produjo el cese de Benjumea, se acordó un "contrato de asesoramiento" entre el expresidente y Abengoa SA por "un importe bruto anual de 1,08 millones de euros y con duración hasta el 31 de diciembre de 2016". La empresa añade que durante los primeros nueves meses del ejercicio actual no se ha facturado ningún importe en virtud de ese contrato.

El pasado 8 de mayo Inversión Corporativa, el primer accionista de Abengoa, controlado por la familia Benjumea, otorgó un contrato de préstamo de valores sobre 95,2 millones de acciones de clase B de la compañía, que quedó cancelado un mes después. La operación se realizó a tipos de interés "de mercado y ha devengado una contraprestación a favor de Inversión Corporativa de 123.000 euros".

Felipe Benjumea (Sevilla, 1957) ha presidido Abengoa durante 25 años. Su padre, Javier Benjumea, y José Manuel Abaurre Fernández-Pasalagua, fundaron la compañía a mediados de los años cuarenta del pasado siglo. La crisis en la que se ha visto inmersa la multinacional ha propiciado el cese como presidente de Felipe Benjumea, que ahora es presidente de honor, acordado el pasado 23 de septiembre para facilitar una ampliación de capital propuesta de 650 millones de euros. Además Inversión Corporativa dejará de ser el primer accionista de la compañía, hasta ahora con el 57% del capital. En ese plan de reestructuración anunciado a finales de septiembre se indicó que la sociedad de los Benjumea pasaría a disponer del 40%. Pero ese porcentaje podría reducirse al 20% si se hiciera efectiva la entrada en Abengoa del grupo vasco Gestamp, que se ha comprometido a inyectar 350 millones de euros si se culminara con éxito la ampliación de capital y lograra apoyo de bancos para prestar al grupo entre 1.000 y 1.500 millones de euros.

Indemnización del anterior consejero delegado

El anterior consejero delegado, Manuel Sánchez Ortega, que dejó el puesto en mayo siendo sustituido por Santiago Seage, ha percibido 4,48 millones. El grupo explica que esa cantidad responde a una "contraprestación derivada de la obligación de no competencia postcontractual" por un importe equivalente al 100% de la retribución percibida por cualquier concepto en el ejercicio anterior (los 4,48 millones).

Abengoa añade en su información que el consejo de administración, en relación al bonus correspondiente al presente ejercicio, 3,3 millones de euros, "sólo se devengará efectivamente una vez formuladas y auditadas las cuentas anuales de la sociedad correspondientes al ejercicio 2015" y que sólo se abonará tal cantidad si se cumplieran los objetivos a los que está sujeto el devengo de esos 3,3 millones.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba