Empresas

Botín cede: Santander dejará de tener fondos de pensiones internos para su plantilla

El banco, tras más de una década de negativa, aprueba externalizar los planes de pensiones. La medida afecta a poco más de 4.000 trabajadores en activo. La entidad debe sacar de balance más de 300 millones.

Toda la plantilla del Santander tendrá externalizado su fondo de pensiones.
Toda la plantilla del Santander tendrá externalizado su fondo de pensiones. EFE

Emilio Botín ha cedido a su negativa histórica de externalizar los fondos de pensiones de la plantilla del Santander. El banco cerró ayer con los sindicatos un principio de acuerdo para que todos los trabajadores en activo, con una antigüedad superior al 8 de marzo de 1980, puedan transformar el complemento de pensión interno, dotado actualmente de forma conjunta en el balance de la entidad por algo más de 300 millones de euros, en una póliza de seguros individual. La operación tendrá coste neutro para el Santander y afectará a poco más de 4.200 trabajadores. La misma medida se adoptará en Banesto. La filial comenzará en los próximos días su propia negociación.

La intención del banco es tener formalizado el acuerdo en una semana para que los trabajadores puedan lograr una mayor remuneración. En el plazo de un mes, cada uno de los trabajadores afectados conocerá la cuantía individual de este fondo que complementa la pensión de la seguridad social hasta el fallecimiento. Las cifras definitivas se conocerán una vez que banco y sindicatos se hayan decantado por la mejor oferta entre cuatro multinacionales de seguros: Axa, Allianz, Mapfre y VidaCaixa, el grupo asegurador de Caixabank.

Una vez que se haya realizado el reparto individual, cada trabajador afectado comenzará a recibir, a partir del próximo ejercicio, una aportación anual a este plan de pensiones, como se estipuló para el resto de la plantilla en el convenio firmado en 2006. Ese año, el grueso de la plantilla del grupo, que no contaba con esta aportación interna, adquirió el derecho de este plan de pensiones. Las aportaciones mínimas anuales son actualmente de 640 euros por trabajador.

El Santander es la única entidad financiera en España que mantiene sus compromisos por pensiones como anotaciones contables en su balance. Ello es posible por la existencia de una excepción a la obligación de externalizar estos compromisos, que afecta al resto de las empresas españolas.

Los trabajadores afectados podrán cobrar ahora su compromiso de pensión en caso de despido 

A lo largo de la última década, los trabajadores de la entidad han venido reclamando insistentemente la transformación de los fondos internos en un plan de pensiones externos. La actual fórmula sólo permite la percepción en caso de que el trabajador esté en activo cuando se produce su jubilación. Con el cambio, se genera un derecho individual en el que el trabajador puede recuperar su fondo en caso de fallecimiento, invalidez, enfermedad grave, desempleo de larga duración o despido.

Botín lleva años negándose a esta reinvindicación, a pesar de que el Defensor del Pueblo se pronunciase hasta en dos ocasiones (2002 y 2004) a favor de la externalización de los compromisos de pensiones de todos los trabajadores del sector financiero español. Incluso Enrique Múgica, por entonces Defensor del Pueblo, conminó a los ministros de Economía y Hacienda de la época a que cesase esta práctica.

En 2009, los trabajadores trasladaron esta reclamación hasta el Parlamento Europeo, donde el tema sigue tener una resolución. Según fuentes del sector, el Santander ha adoptado esta medida por presión de los analistas. "Este fondo interno genera una incertidumbre de gastos en el balance que no gusta a los analistas", aseguran estas fuentes.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba