Empresas

Jaime Carbó vende 1,4 millones de acciones de Deoleo horas después de dimitir como consejero delegado

El consejero delegado de Deoleo, Jaime Carbó, vendió el pasado viernes 1,4 millones de acciones del grupo, líder mundial en la comercialización de aceite de oliva, prácticamente toda su participación en la compañía. Carbó abandonará su cargo el próximo 28 de mayo.

Interior de una fábrica de Carbonell
Interior de una fábrica de Carbonell

Jaime Carbó, consejero delegado de Deoleo, vendió el pasado viernes 1,4 millones de acciones del grupo, a un precio de 0,45 euros por título (630.000 euros). La operación de venta de acciones se produjo horas después de que Deoleo informara a la Comisión Nacional del Mercado de Valores sobre la dimisión de su primer ejecutivo. Carbó abandonará su puesto en el líder mundial en la comercialización de aceite de oliva el próximo día 28 de mayo, según informó la multinacional española al regulador del mercado pasadas las 20 horas del pasado jueves. 

El precio al que Carbó ha vendido sus títulos en Deoleo es superior al de adquisición de las mismas acciones. El consejero delegado de la multinacional española había adquirido las acciones a precios comprendidos entre los 0,25 y 0,30 euros, en operaciones realizadas durante el año 2011, y en 2013, de acuerdo a los registros de la CNMV. El ejecutivo mantiene todavía 117.326 acciones de Deoleo.

El ejecutivo percibió el pasado ejercicio 2,5 millones de euros de retribución

Carbó se incorporó a Deoleo a finales de 2010, cuando la compañía se denominaba entonces SOS Corporación Alimentaria; a principios de 2011 recibió medio millón de acciones del grupo. El ejecutivo percibió el pasado ejercicio 2,5 millones de euros de retribución; de esa cantidad 1,5 millones de euros responden a un bonus especial por su trabajo en la "estabilización accionarial" de la compañía. El pasado año se concretó la entrada en el capital de Deoleo, como primer accionista, de la sociedad de capital riesgo CVC, una de las mayores firmas de inversión que operan en Europa, y que participa en España en el capital de empresas como IDC Salud (antes Capio), R-Cable, o Cortefiel. En la actualidad CVC posee el 48% de la compañía propietaria de marcas como Carbonell o Koipe.

Manuel Arroyo, hasta ahora responsable de las operaciones comerciales en Asia de la multinacional SC Johnson (especializada en venta de artículos del hogar, como Raid, Kiwi, o Duck), sustituirá en el puesto a Carbó. Arroyo fue con anterioridad ejecutivo de Coca-Cola en Asia. Fuentes cercanas a la empresa destacan la experiencia del nuevo consejero delegado de Deoleo en el mercado asiático para impulsar la presencia del grupo español en la zona.

Deoleo registró en el primer trimestre del año 6,3 millones de euros de pérdidas, frente a un beneficio de 3,6 millones en el mismo periodo del ejercicio anterior, y un ebitda de 12,9 millones de euros, un 33,9% menos. La compañía facturó un 18,1% más entre enero y marzo, hasta los 200,7 millones de euros. El grupo mantenía a finales de marzo una deuda de 525,1 millones, un 7,3% más. 

En la presentación de sus últimos resultados Deoleo destacó que el primer trimestre fue "difícil por la erosión de márgenes sufrido como consecuencia del retraso que se produce en el traslado de la subida de precios a nuestros clientes, especialmente en las regiones de mayor consumo", y denunció que en España "continuamos en un mercado distorsionado por la venta a pérdida practicada por la distribución".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba