Empresas

Correos aporta poco al PIB y sus empleados son improductivos, según un borrador en manos del Gobierno

La Comisión Nacional del Servicio Postal encarga un estudio a la consultora Arup que revela graves ineficiencias en la Sociedad Estatal de Correos y Telégrafos. La empresa genera poco valor, la productividad está por los suelos y los ingresos se han desplomado. 

Un furgón de Correos en una zona peatonal.
Un furgón de Correos en una zona peatonal. Gonmi (CC via Flickr)

Un informe de 100 páginas encargado por la Comisión Nacional del Servicio Postal, órgano regulador del sector postal, y que está en manos del Gobierno constituye un revés en toda regla a la actual gestión de Correos y Telégrafos, una empresa pública controlada por la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (Sepi). Encargado a la consultora Ove Arup & Partners, el estudio abofetea una y otra vez el inmovilismo creciente en Correos a partir de los resultados económicos que genera, como la productividad, la aportación al PIB, los ingresos, el número de envíos, la ausencia de competencia o el coste que tiene para todos los ciudadanos.

“La crisis económica ha tenido un impacto negativo más importante en el sector postal que en el resto de la economía. El retroceso de la actividad postal es fruto de una tendencia anterior a la crisis”, reza un párrafo. Más adelante, se añade otro factor clave en el derrumbe como “la generalización de las nuevas tecnologías”.

Menos ingresos por trabajador

“Como tendencia general, la aportación del sector de los servicios postales a la economía de los diferentes países de la UE ha disminuido durante los últimos años”, reconoce el texto, al que ha tenido acceso Vozpópuli. El descenso experimentado en España supera la media continental: si la aportación media al PIB del sector postal es del 0,39%, en España aporta un 0,17%,menos de la mitad. En Francia, el aporte del sector alcanza el 0,69% y en Reino Unido el 0,53%.

Al pasar los folios, se aprecia que el estudio no hace demasiado hincapié en criticar al monopolio de Correos. Pero sus datos y gráficos están ahí. Así, España es el cuarto país con más empleados, por encima de 60.000, la mayoría trabajadores de Correos y Telégrafos (Irlanda tiene 7.000 y Francia 250.000). Pese al dato, los continuos ajustes han significado una “reducción paulatina de la aportación del sector postal al empleo nacional”, pasando del 0,73% en 2000 al 0,58% en 2010.

...y menos envíos

A pesar del aparentemente elevado número de empleados, España se sitúa en el puesto número 19 en cuanto a ingresos anuales generados por trabajador: 28.655 euros, frente a la media europea de 41.062 euros. Incluso en países periféricos económicamente maltrechos como Portugal, Chipre o Grecia las ganancias por operario son significativamente bastante más elevadas.

Correos se precipita en cuanto a la evolución de envíos postales: entre 2007 y 2010, el volumen de la empresa estatal cayó por encima del 6%, un desplome tan solo superado entre los grandes operadores mundiales por La Poste italiana, US Postal de EEUU y el islandés Iceland Post. Ese descenso global de envíos puede extrapolarse finalmente al uso de Correos por parte de cada ciudadano. Frente a una media europea de 144 envíos por habitante, España genera 97 envíos, la mitad que Alemania o Francia. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba