Empresas

Bruselas inyectará 1.865 M. a la banca mediana y el BdE pone a la venta CEISS

BMN, CEISS, Caja 3 y Liberbank recibirán esa cuantía de los fondos europeos para poder recapitalizarse. Las dos primeras entidades serán nacionalizadas. El supervisor da por roto el proceso de fusión con Unicaja y anuncia que la caja castellanoleonesa se subastará.

Joaquín Almunia
Joaquín Almunia

BMN, Caja 3, CEISS (ficha bancaria de Caja España-Duero) y Liberbank recibirán un total de 1.865 millones de ayudas europeas para completar las necesidades de capital detectadas por el ejercicio de estrés de Oliver Wyman. Así lo ha anunciado Joaquín Almunia, vicepresidente de la Comisión Europea, en una comparecencia en Bruselas en la que ha detallado las consecuencias de los planes de recapitalización de las cuatro entidades del Grupo 2. Como consecuencia de esta inyección de dinero público, el Estado, a través del FROB, se convertirá en accionista mayoritario de BMN y CEISS. En el caso del banco de Caja España-Duero, la posición de control estatal será mayoritaria. Mientras, el FROB tomará en el entorno del 60%-65% del accionariado del banco presidido por Carlos Egea.

Bruselas ha decidido tomar dos soluciones diferentes,como informó este medio hace algunos días, para estas cuatro entidades. La nacionalización de BMN y CEISS se debe a que estas dos entidades ya habían recibido dinero público, del conocido como FROB 1, que ahora se transformará en capital. Así, BMN recibirá 730 millones que se unirán a los 915 millones del FROB 1. En el caso de CEISS, la factura asciende a 1.129 millones, sumando la cuantía de la próxima inyección de 604 millones a los 525 millones de la primera ronda de dinero público. Por su parte, tanto Caja 3 (403 millones) como Liberbank (124 millones) se recapitalizarán mediante la recepción de bonos convertibles, los conocidos 'cocos', que tendrán que devolver en un plazo de cinco años con un interés anual del 8%.

Al igual que ha sucedido con las cuatro entidades nacionalizadas, Bruselas ha obligado a reducir el tamaño de los bancos del Grupo 2. BMN tendrá que rebajar sus activos en un 40% y operará, mayoritariamente, en Murcia y las partes importantes de la Costa Mediterránea. Además, tendrá que cotizar en Bolsa antes de 5 años si en ese plazo no ha acudido a una operación coorporativa en la que el comprador no tenga títulos en el parqué. En el caso de CEISS, su ajuste tendrá que llegar al 30% y su actividad se reducirá únicamente a la banca minorista en su zona de origen.

Almunia, al contrario que en el caso de Caja 3, no se ha pronunciado sobre la posible fusión con Unicaja. La intención de Braulio Medel es reanudar la operación una vez que CEISS esté completamente saneado. Sin embargo, el futuro de CEISS parece más cercano a una futura subasta que a la integración con la caja malagueña, según explica el Banco de España en una comunicación oficial. "El plan prevé la venta de la entidad, que se realizará en cuanto se den las circunstancias adecuadas", asegura la nota del supervisor.

Las exigencias de Bruselas obligan a reducir el tamaño de las entidades entre un 30%-40% y dirigir su actividad a la banca minorista en sus zonas de origen

En el caso de Caja 3, la entidad que aglutina a Caja Badajoz, CAI y Cajacírculo de Burgos tendrá que reducir su tamaño en un 30%, además de centrarse en la banca minorista en estos tres territorios. Su destino, como ha recalcado Almunia, es la integración en Ibercaja. En un primer momento Caja3 pasará a ser una filial participada al 100 % por Ibercaja Banco y posteriormente, tras producirse la plena integración comercial y operacional de las entidades, se llevará a cabo su fusión. Las tres cajas accionistas de Caja3 recibirán acciones de Ibercaja Banco en contraprestación de esta operación.

En cuanto a Liberbank, su plan de reestructuración supone una ayuda de capital por 124 millones de euros, calculada sobre la base de las necesidades identificadas en la prueba de resistencia (1.198 millones) ajustadas por los efectos del traspaso de activos problemáticos a la Sareb, del ejercicio de gestión de híbridos y la venta de activos. La recapitalización de la entidad se formalizará mediante la suscripción de CoCos por parte del FROB y el ejercicio de gestión de híbridos.

El plan prevé continuar con el proceso de reducción de personal y oficinas con el objetivo de centrar su actividad en los segmentos minoristas y de pequeñas y medianas empresas en sus regiones de origen, alcanzándose rentabilidades positivas a partir de 2013 y manteniendo, en todo momento, niveles adecuados de solvencia por encima de los mínimos regulatorios. Se prevé la cotización de la entidad en el plazo más breve posible, como medida para dar liquidez a los nuevos titulares de acciones ordinarias derivados de la conversión de participaciones preferentes y subordinadas.

Importantes quitas a accionistas y tenedores de instrumentos híbridos

Los ejercicios de asunción de pérdidas para los tenedores de los instrumentos híbridos, como son las participaciones preferentes y deuda subordinada, se ejecutarán durante los meses de enero y febrero. Esta quita ha reducido la cuantía que tendrán que pagar los contribuyentes en algo más de 2.000 millones. La factura se ha rebajado en otros 1.000 millones por el traspaso de activos tóxicos a la Sareb.

Los recortes y los activos concretos de capital que se ofrecerán a los citados inversores serán distintos en función del tipo de instrumento híbrido sujeto a conversión, del tipo de interés de la emisión y, en su caso, de la fecha de vencimiento.

Siguiendo los requisitos y procedimientos establecidos por la Comisión Europea, antes del canje, cada instrumento será valorado siguiendo modelos estándares que tendrán en cuenta las características antes mencionadas, así como unas tasas de descuento exigentes. Sobre ese valor se determinará el valor recuperable, que se expresará en proporción de la inversión inicial en preferentes y subordinadas.

Para las entidades del Grupo 2, el valor recuperable oscilará entre un mínimo del 30% y un máximo del 75% para los tenedores de participaciones preferentes y deuda subordinada perpetua, dependiendo de las condiciones específicas de cada instrumento.

Para los tenedores de deuda subordinada con vencimiento, se establece un régimen particular a fin de que pueda ser canjeada, a elección del tenedor, por activos computables como recursos propios de primera calidad –con un porcentaje de valor recuperable que, en general, se sitúa en el 90 %- o por un instrumento de deuda, después de aplicar un recorte al valor nominal que dependerá del plazo restante hasta el vencimiento.

En el caso de entidades emisoras no cotizadas para las que no se prevea su salida a bolsa en un futuro próximo se establecerán mecanismos para facilitar la liquidez de las acciones ordinarias recibidas por los inversores minoristas que así lo deseen.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba