Empresas

El fondo público de 100 millones del CDTI, apto solo para la casta del capital riesgo

El proceso de selección de una sociedad para gestionar un fondo en el que el CDTI, dependiente de Economía, aporta 100 millones, ha causado malestar entre sociedades de capital riesgo españolas de tamaño medio. Consideran que sólo firmas como N+1 o Magnum optan realmente a hacerlo.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, durante la última reunión del Ecofin
El ministro de Economía, Luis de Guindos, durante la última reunión del Ecofin Efe

Antes de que finalice el mes de julio el Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) comunicará el nombre de la sociedad agraciada con haber sido seleccionada para gestionar un fondo de inversión en el que el organismo dependiente del Ministerio de Economía aporta 100 millones de euros. Todo un detalle por parte del Gobierno en un momento en el que para una sociedad de capital riesgo española levantar un fondo millonario, si bien nunca ha sido coser y cantar, topa ahora con la incertidumbre política que se abre de cara a final de año, y que dificulta la posibilidad de convencer a inversores extranjeros de confiar su dinero a ampliar el capital de empresas españolas. Sin embargo, el proceso ha generado malestar entre sociedades de capital riesgo del país de tamaño medio, que consideran que sólo es accesible a la casta del sector.

"Se lo llevará N+1 o Magnum", augura el consejero delegado de una firma de capital riesgo española. "Sólo ellas pueden ser capaces de cumplir con los requisitos exigidos por el CDTI para gestionar el fondo", añade. De acuerdo a fuentes del sector consultadas, las firmas presididas por Santiago Eguidazu y Ángel Corcóstegui están de hecho estos días participando en la fase final de selección del CDTI.

Las bases para optar a gestionar el fondo del organismo dependiente del ministerio de Luis de Guindos recogen la exigencia, entre otras, de que la sociedad que lo pretenda debe "suscribir un compromiso firme e irrevocable de levantamiento de fondos provenientes de otros inversores por un importe mínimo de 300 millones de euros". El CDTI precisa que su compromiso de invertir 100 millones está condicionado a que se realice "un cierre de un importe mínimo de 400 millones de euros en los siguientes 6 meses desde la fecha de formalización del compromiso, de los que al menos 300 millones de euros deben ser provenientes de terceros"; el periodo de seis meses podría ampliarse en tres meses adicionales.

Esta condición impuesta por el organismo público es la que más ampollas ha levantado entre profesionales del capital riesgo. "No es posible levantar un fondo de 300 millones en seis o nueve meses, cuando hemos logrado hacer algo parecido ha sido después de dos años de trabajo", subrayan. "Las sociedades que ya hayan cerrado un fondo no van a decir a sus inversores que pueden cambiar las características del fondo porque el CDTI aporte otros cien millones, no merece la pena", comentan, "sólo sociedades que estén ahora levantando fondos tienen posibilidad de hacerlo". Tanto N+1 como Magnum llevan más de un año trabajando en cerrar los que pueden ser dos de los mayores fondos de inversión del capital riesgo español.

Desde el CDTI indican que se han creado otros fondos menores de inversión más acordes por tamaño a otro tipo de sociedades y que entienden que no siempre se puede contentar a todos. El primer ejecutivo de otra sociedad de capital riesgo española con el que ha contactado vozpopuli considera que no hay "mala fe" por parte del organismo en la estructura de selección del fondo, pero considera que es "un error". "Debería haberse dividido la cantidad de 100 millones en partes más pequeñas, en cuatro fondos de 25 millones, por ejemplo, pero no ya para repartir juego entre más sociedades de capital riesgo, sino por el tamaño de las empresas industriales españolas", explica. De acuerdo a las bases publicadas por el CDTI, el importe destinado por inversión a través del nuevo fondo será de entre 15 y 60 millones de euros, para empresas industriales y tecnológicas, con capacidad de internacionalización. "Esas cantidades de hasta 60 millones de euros son excesivas para la gran mayoría de empresas españolas industriales o tecnológicas, si están pensando en ayudar a pymes habría bastado con mucho menos", consideran.

Otro de los puntos de las bases publicadas pro el CDTI para optar a gestionar el fondo que no ha generado excesiva confianza ha sido el referente a las comisiones que recibirá la sociedad seleccionada. El organismo no impone unos pagos, sino que deja que sea la sociedad de inversión quien los proponga. "Cada gestor presenta en su propuesta un esquema de costes asociados a su iniciativa de inversión y, dado el carácter competitivo del proceso de selección que permanece abierto, se pretende que los costes de la iniciativa tengan un peso importante en la valoración de la propuesta", explican desde el CDTI. "En términos generales, la retribución de un gestor de entidades de capital riesgo proviene de una comisión de gestión anual y una comisión de éxito que se calcula a partir de un umbral de rentabilidad mínima para los partícipes", añaden.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba