Empresas

Blablacar, un gigante con 2,5 millones de usuarios en España... y sólo 6.000 euros de beneficios

La compañía de carsharing francesa ha revolucionado el transporte por carretera en nuestro país gracias a comisiones por viajes realizados. No obstante, las leyes contables le permiten hacerlo sin declarar sus actividades en España.

Una típica imagen de Blablacar: conociéndose antes del viaje
Una típica imagen de Blablacar: conociéndose antes del viaje

Un gigante en el transporte, un enano en las cuentas. Este es Blablacar en España, una de las startups más prometedoras desde hace años, que en la actualidad maneja números de infarto: 2,5 millones de usuarios sólo en España reportó la compañía en septiembre. El número de viajes es muy superior pues muchos de estos usuarios usan el servicio con asiduidad, aunque la empresa francesa no comparte esa cifra. En cualquier caso estamos hablando de decenas, quizá cientos de millones de personas transportadas mediante el uso de esta aplicación que, sin disponer de ningún tipo de infraestructura de transporte, se encarga de 'casar' oferta y demanda de viajes con un mismo origen y destino gracias a una tecnología cada vez más sofisticada.

Las patronales de autobuses la acusan de competencia desleal pero, en realidad, es imposible saber cuán importante es para el transporte por carretera española la super tecnológica francesa. En una demanda que presentaron ante un juzgado mercantil de Madrid, los abogados de la asociación de empresas de autobuses Fenebús decían haber perdido un 20% de su negocio por culpa de esta compañía, que no es la única que facilita el compartir coche en España (tenemos otras como Amovens) aunque sí la más importante, y la única contra la que decidieron actuar.

La empresa ha sido valorada recientemente en 1.500 millones de dólares y ha captado varios cientos de millones de fondos de inversión

Blablacar ya no es tan startup, pues ha sido valorada recientemente en 1.500 millones de dólares por tres fondos de capital riesgo que han querido apostar por su negocio. Su músculo financiero esta tan tonificado que sólo en 2015 ha comprado dos rivales en el carsharing: Autohop y la histórica alemana Carpooling.com, posiblemente la primera que apostó por el coche compartido a través de internet en Europa, en la Alemania de los primeros 2000.

Pero nada de esto podría sospecharse si atendiéramos a las cuentas de resultados del conglomerado en España, cuya sociedad Comuto SL tiene una actividad ridícula: 6.000 euros de beneficio en 2014 tuvo sólamente de cara al registro mercantil la sociedad española que Blablacar creó en septiembre de ese año. Una empresa que sólo se dedica a labores de marketing y comunicación y que factura a la matriz sus gastos más un 7% mediante lo que se llama un 'mecanismo de costo adicionado'. Una estructura perfectamente legal, pues se considera una compañía de comercio electrónico que puede por tanto operar en cualquier país europeo y consolidar allí donde tiene su matriz independientemente de dónde se produzca la venta.

Esta cifra no es representativa

"El mundo de internet es extremadamente competitivo y nosotros no aportamos los datos porque estaríamos dando una ventaja a nuestros competidores que no lo hacen", asegura a Vozpópuli el joven country manager de la empresa, Jaime Rodríguez de Santiago-Concha y Argos. La ley permite a la empresa facturar sus servicios (una comisión superior al 10% por pasajero y viaje) a través de su matriz en Francia Comuto SA, que tiene un número de IVA español y paga el IVA de sus servicios a la hacienda española. Rodríguez de Santiago recuerda que "estos 6.000 euros no reflejan la actividad de Blablacar en España" mientras que en Francia una empresa con sus características puede mantener ocultas las cuentas (no así ocurre en España). Además, señala el directivo, lo lógico es que los impuestos por la actividad principal se paguen en Francia, pues la mayoría del equipo de ingenieros o asistencia de todo tipo se encuentra allí, en un Estado "que no es un país conocido por ser laxo fiscalmente".

Por tanto, el enigma sobre los números de Blablacar, que ya es toda una multinacional con presencia en Brasil, Rusia, Turquía o India, seguirá de momento pues los planes de los dirigentes no pasan por sacar la compañía a bolsa en un plazo corto de tiempo, lo cual obligaría a un 'striptease' de sus cuentas. En sus principales mercados, como son sobre todo el francés y también en parte el español, la compañía ha reconocido que gana dinero, aunque en estos momentos sus objetivos no van tan encaminados a ser rentable ya sino a obtener una posición de dominio en la mayoría de mercados con potencia.

La sociedad presidida por Frederic Mazzella ha visto la oportunidad de crecer especialmente en países emergentes, "donde el transporte público es muy deficiente" y el coche compartido es altamente beneficioso en términos económicos y ecológicos. Mientras tanto, la justicia parece no haber aceptado las demandas de la patronal de autobús y no ejecutará una suspensión cautelar de su actividad en España.

¿Se gana dinero?

Aunque no es imposible ganar dinero de forma puntual con viajes de Blablacar, los servicios tecnológicos de la empresa se han preocupado mucho en tratar de evitar los casos de personas que hayan decidido utilizar sus servicios con carácter pecuniario. De esta forma, la página bloquea aquellos usuarios que repiten de forma injustificada viajes o no justifican adecuadamente por qué están realizando los mismos. Una inmensa mayoría de sus usuarios, destacan, no tiene ninguna intención de ganar dinero con el transporte de pasajeros, lo cual entraría en colisión directa con la actividad del transporte por carretera, una actividad que, como recordó a este periódico el director de Fenebús José Luis Pertierra, "paga todos los impuestos y las cotizaciones mientras los otros no pagan nada".

Para hacerse una idea,  según cálculos propios realizados, un conductor asiduo de Blablacar que realice un viaje de ida y vuelta de unos 800 kilómetros al mes, podría ingresar poco más de 700 euros en un año por esta actividad si consiguiera llenar su vehículo en casi todos los trayectos. Una cifra que le puede ayudar con los gastos del coche, pero que en ningún caso daría para vivir.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba