La firma asesoró al FROB en la reciente venta de CX al banco vasco

BBVA ficha a N+1 para vender préstamos fallidos por 2.000 millones

La entidad vasca ha contratado los servicios de N+1 para capitanear la venta de una cartera de préstamos fallidos. La firma financiera N+1 fue la que asesoró al FROB en la venta de Catalunya Banc, precisamente, a BBVA.

Francisco González, presidente de BBVA
Francisco González, presidente de BBVA EFE

Sólo unos días después de que el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), asesorado por N+1, eligiera la oferta de BBVA para hacerse con Catalunya Banc, la entidad vasca ha contratado los servicios de la firma propiedad de Santiago Eguidazu para liderar la venta de 2.000 millones de euros en créditos fallidos. Una operación que según señalan fuentes financieras, “es de las más importantes que ahora tiene entre manos el banco”. Añaden que, en cualquier caso, la propuesta de N+1 era “la más barata” de las presentadas.

N+1 se está convirtiendo por méritos propios en uno de los protagonistas de la reestructuración financiera en España al participar en algunas de las operaciones más relevantes. El año pasado el FROB la escogió para comandar la venta de Catalunya Banc, culminada hace tres semanas. BBVA se impuso en una dura carrera a Banco Santander, La Caixa y Société Générale y pagará 1.130 millones de euros por el 98,4% de la entidad catalana –serán 1.187 millones si alcanza el 100%-.

Tras adquirir Catalunya Banc, en un traspaso por el que el Estado perderá 11.500 millones, BBVA ha abierto un nuevo frente al colocar el cartel de 'se vende' a una cartera de 2.000 millones en créditos fallidos de pymes y de particulares, según ha informado Expansión. La operación, bautizada como Proyecto Saturno, pretende convertirse en la mayor venta de fallidos en la crisis, por delante de la protagonizada por Catalunya Banc y Aiqon Capital, que pagó 1.480 millones.

BBVA ya vendió 180 millones en fallidos el pasado mes de abril al sueco Intrum Justitia. Y el año pasado hizo lo propio con 300 millones de créditos al consumo fallidos a York Capital y Savia Asset Management. Estas operaciones y la que ahora pone en marcha la entidad vasca se producen después del intento frustrado de hace dos años de colocar préstamos fallidos por 1.500 millones, en la que fue conocida como Operación Camelia. Para ejecutarla, el banco que preside Francisco González contará con los servicios N+1.

Además de la mencionada venta de Catalunya Banc a BBVA, la firma de asesoramiento financiero trabajó con la entidad catalana en la venta de su cartera de préstamos valorados en 6.400 millones de euros, en su mayoría hipotecas, al fondo norteamericano Blackstone, que finalmente desembolsó 3.600 millones.

Hace un año Bankia también contrató a N+1 para asesorarla en la venta de cerca de un centenar de participaciones en sociedades industriales y de servicios, además de suscripciones en fondos de capital riesgo. El objetivo es desprenderse de las participadas más pequeñas antes de 2016, en el marco del plan de reestructuración acordado por el banco con la Comisión Europea.

N+1 cuenta con más de 300 profesionales y en 2013 obtuvo unos beneficios de 10,3 millones de euros, con unos ingresos de 81,4 millones.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba