Empresas

El Airbus A400M de Sevilla se estrelló tras bloquearse tres de sus cuatro motores al despegar

Así lo recoge un informe realizado por la propia compañía sobre el accidente del pasado 9 de mayo, en el que murieron cuatro trabajadores de Airbus.

Un avión de Airbus modelo A400M.
Un avión de Airbus modelo A400M. Europa Press

En el accidente del pasado 9 de mayo del avión militar de Airbus A400M en Sevilla, tres de los cuatro motores del aparato experimentaron un bloqueo de la potencia nada más despegar y los pilotos no lograron controlarlo, tras lo cual tuvo lugar el accidente, en el que murieron cuatro trabajadores de la compañía. Así lo ha informado Airbus Defence and Space a todos los operadores del A400M, basándose en las lecturas del DFDR (registrador de datos) y del CVR (registrador de voces) del avión y los análisis preliminares llevados a cabo por la Comisión de Investigación Técnica de Accidentes de Aeronaves Militares (CITAAM) con el asesoramiento de representantes del grupo aeronáutico europeo.

Tras el fallo en los motores, los pilotos no lograron controlar los niveles de potencia pese varios intentos, lo que provocó el accidente

La investigación ha confirmado que los motores 1, 2 y 3 del avión experimentaron una congelación de la potencia nada más despegar del aeropuerto de Sevilla y no respondieron a los intentos de la tripulación de controlar los niveles de potencia de la manera habitual. Sólo el motor 4 respondió a las demandas de aceleración. La tripulación del A400M procedió situando los niveles de potencia en la posición 'flight idle' (posición de marcha lenta de vuelo), en un intento por reducir la potencia. Lo consiguieron, pero el avión continuó en posición 'flight idle' en los tres motores afectados durante el resto del vuelo, a pesar de los intentos de los pilotos por recuperar la potencia. La compañía ha dejado claro que los análisis preliminares han mostrado que los restantes sistemas del avión se comportaron con normalidad y no se ha identificado ninguna otra anomalía durante el vuelo, según recoge Europa Press.

Alerta sobre las ECU

Airbus D&Sya alertó el pasado 19 de mayo a todos los operadores del A400M de la necesidad de realizar unas comprobaciones específicas en las unidades de control electrónicas (ECU) de cada uno de los motores de los aviones. Los países a los que ya les han sido entregadas unidades de este avión son Reino Unido, Turquía, Francia, Alemania y Malasia. Los datos de los vuelos del A400M se monitorizan en cada prueba y de manera rutinaria se analizan. Una vez el avión está en el aire, si existe una incidencia en una de las unidades de control electrónicas de un motor y la tripulación opera sin ser consciente, puede producirse que el motor no regule la potencia según las órdenes del piloto. Esta incidencia, por tanto, no podría detectarse hasta que el avión esté en el aire.

La alerta detectada en las unidades de control electrónicas (ECU) podría estar relacionada con un fallo de software y también por la propia configuración de estas unidades, lo cual podría deberse a una cuestión de calidad de los componentes.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba