Banco Popular

Sánchez-Asiaín: “Popular no ha sido coherente en su mensaje al mercado”

El nuevo consejero delegado de Banco Popular se estrena en el cargo con un mensaje optimista pero crítico con el pasado. Cree que la situación actual se debe a una entrada "desafortunada" en el ladrillo en el pico de la burbuja y que no se ha dado "un mensaje coherente" al mercado en los últimos tiempos.

Ignacio Sánchez-Asiaín, nuevo consejero delegado de Popular
Ignacio Sánchez-Asiaín, nuevo consejero delegado de Popular

Mensaje optimista pero crítico con el pasado. Así se ha estrenado en el cargo Ignacio Sánchez-Asiaín, consejero delegado de Banco Popular. Cree que los problemas de la entidad presidida por Emilio Saracho se deben a la "indigestión" del ladrillo en el que se entró "en un momento desafortunado" y la falta de capacidad de "generar confianza al mercado".

Este banquero vasco lleva apenas tres días en el cargo y en el banco. A pesar de ello, su intervención ha sido la más esperada de las Jornadas Financieras organizadas por Deloitte, Sociedad de Tasación y ABC. Eclipsando incluso al nuevo subgobernador del Banco de España, Javier Alonso.

Sánchez-Asiaín ha bromeado sobre su escasa experiencia en Popular y el hecho de que en los tres días que lleva en el banco no ha parado de subir la cotización en bolsa. Además ha resoplado cuando el presentador de las jornadas le ha dicho que esperaba que repitiera ponencia el próximo año.

Más allá de anécdotas, la intervención del número dos de Popular ha estado centrada en dar una visión "desde fuera" de la entidad financiera. Sobre las causas de esta crisis, ha señalado que "es un problema de digestión, ya que el banco se embarcó en una fuerte expansión en un momento desafortunado, que no ha terminado de digerir". Lo ha justificado en que el banco no recibió ayudas como otros ni pudo separar el negocio inmobiliario del bancario.

Soluciones inminentes

Junto a ello, el banquero vasco ha destacado otro fallo que ha estado teniendo el banco: "Estamos generando falta de confianza. Falta de cuantificación de las dos partes de la dos moneda. El mercado tiene dos preguntas: qué inversión/dotacion hace falta para acelerar la desinversión de activos problemáticos; y cuánto genera la actividad principal. No hemos sido capaces de explicarlas de forma coherente". Así, durante 2015 y 2016 era seguir variables de negocio y de morosidad de la entidad.

Por ello, el consejero delegado ha adelantado que en "pocas semanas" se anunciará un mensaje para convencer a los mercados, con necesidades concretas de dotación de activos problemáticos. "En unas semanas seremos capaces de responder las preguntas del mercado", afirma.

Según el banquero, será el regulador el que marque al final si hay que fusionar/vender Popular o ampliar capital

En este sentido, Sánchez-Asiaín ha detallado que Popular tiene un nivel de activos problemáticos sobre activos totales del 25%, frente al 11% de media del sector, con una cobertura del 45% frente al 49% de media del sector. Es decir, faltan provisiones a pesar de las pérdidas históricas de 2016.

En este contexto, Popular tiene dos caminos, según el banquero vasco. Al igual que dijo Saracho la semana pasada, cree que serán las "exigencias regulatorias" las que marquen "cuál de las alternativas posibles" se lleva a cabo: una fusión/venta o una ampliación de capital.

Al margen de todo ello, Sánchez-Asiaín ha destacado el "liderazgo" de Popular en el negocio de pymes, con 880.000 clientes entre empresas y autónomos, y la "excelente plantilla" del banco. "Durante la expansión todas las entidades querían fichar un director de Banco Popular, por algo sería", señala.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba