Economía

El Santander vende Altamira a Apollo, nuevo dueño de EVO

La entidad decidió replantearse la venta Altamira ante el apetito inversor internacional por España que se ha desencadenado durante el verano.

El fondo norteamericano Apollo ha completado su implantación en España con la compra de Altamira, la inmobiliaria del Santander. El banco presidido por Emilio Botín ha traspasado la gestión de su ladrillo, no así los activos inmobiliarios, al nuevo dueño de EVO, según confirma el grupo con sede en Boadilla en un comunicado enviado este jueves a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El Santander no ha desvelado la cuantía de la operación. Sin embargo, en el sector se cifra en una horquilla entre los 600 a 800 millones de euros. El grupo de Boadilla se ha decantado por la oferta de Apollo frente a la de Centerbridge, el último fondo en sumarse a la puja por Novagalicia. "Está previsto que en las próximas semanas se perfeccione dicho principio de acuerdo en todos sus extremos, momento en el que se darán a conocer los detalles de la operación, incluyendo el importe de la venta", asegura la entidad financiera en su nota.

La entidad presidida por Botín decidió replantearse la posibilidad de poner a la venta Altamira ante el apetito inversor internacional por España que se ha desencadenado durante el verano. Incluso, Javier Marín, consejero delegado del grupo, aseguró hace apenas un mes que sólo venderían Altamira si "no nos merendamos la cena". "Esto es que el beneficio que conseguiríamos con la venta en el presente", explicó, "debe ser mayor al coste futuro de la gestión del comprador. Si esto no sucediera nos merendaríamos la cena".

La venta podría suponer también la externalización a Apollo de toda la plantilla de Altamira, compuesta por 500 trabajadores. Hasta la fecha, tanto Bankia como Caixabank sí han traspasado el personal de sus inmobiliarias en las ventas a Cerberus y el grupo texano TPG, respectivamente. Sin embargo, Catalunya Caixa aún no ha cerrado el futuro de los 180 empleados integrados en su división inmobiliaria, vendida este pasado verano al consorcio de fondos Kennedy Wilson y Värde Partners.

Tras la operación de Altamira, el Popular confía en cerrar antes de final de año la venta de su inmobiliaria Aliseda. El proceso se encuentra en la fase final, pero aún se siguen estudiando las ofertas de varios fondos finalistas. Entre ellos se encuentran Cerberus, Centerbridge y Kennedy Wilson.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba