Economía

El PP niega ser insensible a la pobreza energética y pone de ejemplo la reforma laboral

Tras rechazar en el Congreso la propuesta de la oposición para dar una tregua en el pago de facturas eléctricas a los ciudadanos más desfavorecidos, el diputado Mario Flores argumenta que con medidas como la reforma laboral luchan contra la pobreza.

El PP ha rechazado este martes en el Congreso una proposición de ley de la Izquierda Plural, respaldada por toda la oposición, que proponía medidas contra la llamada pobreza energética y evitar que se cortara la luz a las personas que no tienen recursos para pagarla, especialmente en los meses de invierno. El diputado Mario Flores ha sido el encargado de defender la postura de su grupo con argumentos bastante curiosos. Flores ha subrayado "la inquietud, el compromiso y la sensibilidad social" del Gobierno de Rajoy, cuya prioridad no es sólo luchar contra la pobreza energética, sino garantizar la sostenibilidad del estado del bienestar como la mejor forma de proteger a los más desfavorecidos.

Con ese objetivo, según ha afirmado, el Gobierno "trabaja muy duro" desde hace tiempo adoptando medidas estructurales, como la reforma laboral, porque lo mejor para garantizar el bienestar -ha juzgado- es construir un nuevo modelo de relaciones laborales que siente las bases para la creación de empleo "estable y de calidad" y que favorezca la competitividad. "Algo estará haciendo bien este Gobierno", ha agregado, cuando los datos provisionales del INE sobre las condiciones de vida 2013 apuntan a un ligero descenso de la pobreza en España.

Flores ha dicho que el déficit de tarifa es otra "herencia" más de Zapatero y del "desmadre de reales decretos" aprobados en su día para apostar por unas energías que "no estaban maduras".

Críticas de la izquierda

Por su parte, la diputada de la Izquierda Plural Laia Ortiz ha definido este fenómenos como aquella situación que sufre un hogar incapaz de pagar la energía suficiente para satisfacer sus necesidades domésticas o que se ve obligado a destinar una parte excesiva de sus ingresos a abonar el recibo de la luz. "No es cuestión de comodidad, sino de salud e incluso de garantizar el derecho a la vida del que tanto hablan ustedes pero tan poco practican", ha reprochado Ortiz a la bancada del PP ante el anuncio de su portavoz, Alfonso Alonso, de que votarán en contra.

A juicio de Ortiz, la pobreza energética podría causar la muerte prematura de entre 2.300 y 9.000 personas, porque afecta a la higiene y a la salud, tanto física como mental, y genera aislamiento y exclusión. Ha incidido además en que una de las causas principales de su aumento con la crisis es el elevado precio de la electricidad en España, el tercero más caro de Europa, mientras las empresas tienen unos beneficios que doblan a la media europea y pagan a sus consejeros cinco veces más que las eléctricas alemanas a los suyos.

"Es el expolio del oligopolio a la ciudadanía", ha resumido Ortiz, quien ha explicado que la propuesta incluía, por ejemplo, una "tregua invernal" para no cortar el suministro de luz, agua o gas en esos meses a familias que reunieran unos determinados requisitos o un IVA reducido para estos servicios a nivel doméstico. Anteriormente, el diputado del PSOE Pedro Sánchez ha culpado al Gobierno de Aznar de aprobar en 1997 la ley que ha permitido el déficit de tarifa y también ha criticado duramente al Ejecutivo de Rajoy por sus "improvisaciones".

"Se trata del expolio del oligopolio a la ciudadanía", ha resumido la diputada de Izquierda Plural Laia Ortiz

Como ejemplo de ellas ha puesto la nueva subida de la luz anunciada para enero por el ministro de Energía, José Manuel Soria, pese a su reciente compromiso en sentido contrario. Sánchez ha encontrado relación entre la subida de la luz y la reducción de los salarios de los trabajadores y ha argumentado que de los dos componentes más abultados de los costes empresariales -los laborales y los energéticos- el Gobierno ha optado por "adelgazar" los primeros para aumentar la competitividad de las empresas.

Y poder seguir "engordando" de ese modo los beneficios de las eléctricas, ha sentenciado. Tanto Josep Sánchez Llibre (de CiU) como Teresa Jordá (de ERC) han coincidido en destacar que en Cataluña hay un acuerdo de ambos partidos para incluir en los presupuestos medidas que palíen la pobreza energética. Carlos Martínez Gorriarán, de UPyD, ha repartido las culpas de este problema más propio de una "novela de Dickens" que del siglo XXI, ha dicho, entre los gobiernos de Zapatero y Rajoy, y ha apostado por arbitrar medidas similares a las que tienen Francia o Reino Unido para las rentas más bajas.

El diputado del PNV Pedro Azpiazu ha advertido de la necesidad de legislar "con cautela y precisión" para evitar los abusos, mientras que Jon Iñárritu (Amaiur) y Pedro Quevedo (CC) han denunciado el aumento creciente del número de hogares en riesgo de pobreza energética.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba