Economía

Bankia, CatalunyaCaixa y NCG, obligadas a reducir un 60% su balance y cerrar la mitad de sus oficinas

Deberán olvidarse del ladrillo y operar en sus territorios tradicionales. El comisario europeo de Competencia, Joaquín Almunia, presenta el plan con las condiciones de Bruselas y recuerda que "los responsables de esto son los que han gestionado mal las entidades".

Bankia, CatalunyaCaixa y NCG, obligadas a reducir un 60% su balance y cerrar la mitad de sus oficinas
Bankia, CatalunyaCaixa y NCG, obligadas a reducir un 60% su balance y cerrar la mitad de sus oficinas

Bankia, Novacaixagalicia y CatalunyaCaixa deberán reducir un 60% su balance y quedarse en la mitad de oficinas de aquí a 2017, según ha indicado el comisario europeo de Competencia, Joaquín Almunia. Estas cuatro entidades venidas de cajas de ahorro pasarán, junto a Banco de Valencia (adquirido este martes por La Caixa) 45.000 millones de euros a Sareb en activos tóxicos. El propio Almunia ha asegurado que "centrarán su modelo de negocio en préstamos al por menor y pymes y operarán en los lugares de España donde estaban presentes históricamente. Deben abandonar los préstamos promotores y otras actividades de riesgo, lo que fortalecerá sus posiciones de capital y reducirá su dependencia de la financiación mayorista y a través del BCE. Los tres venderán o liquidarán filiales y participaciones industriales en la forma en que se dice en cada plan. Los ingresos irán a financiar la reestructuración de cada banco".

La inyección de capital se hará a través del FROB y con un tipo de interés que el ministro de Economía español, Luis de Guindos, ha cifrado en "menos del 1,5%". Como el plan de reestructuración es en cinco años, en 2017 se planteará la venta de CatalunyaCaixa y de NCG si ningún inversor privado se ha interesado por ellas previamente. Si eso ocurre, se abrirá "un proceso de resolución ordenada de cada entidad". No pasará lo mismo con Bankia, "para quien se prevé que siga operando" a pesar de ser la que más dinero público necesita, unos 19.000 millones de euros, por 9.000 para CatalunyaCaixa, 5.500 para NCG y 4.500 para el citado Banco de Valencia.

El tajo a los tenedores de preferentes será, según Almunia, de 10.000 millones de euros.

Duras críticas a los gestores

"La historia ha demostrado que estos bancos no son capaces de operar adecuadamente en actividades de riesgo", ha sido una de las fuertes críticas del comisario europeo de Competencia, Joaquín Almunia, hacia los gestores de los tres bancos nacionalizados para los que se aprueba este miércoles un plan de viabilidad. Almunia ha asegurado que "sus gestores son los responsables de lo que ha pasado".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba