Economía

Crece el maquillaje contable en la Comunidad Valenciana: la UE detecta otros 783,5 millones en “gastos no sanitarios” sin contabilizar

Los 1.864 millones de euros que la Unión Europea ha denunciado como maquillaje contable en las cuentas de la Generalitat Valenciana son sólo el principio de las irregularidades. Según confirman fuentes de Eurostat, la agencia estadística europea recibió en septiembre de 2013 un informe del Síndico de Cuentas de la comunidad autónoma en el que se denuncian otros 783,5 millones en “gastos no sanitarios” que tampoco han sido incluidos en la contabilidad oficial.

El presidente Rajoy con la cúpula del PP valenciano
El presidente Rajoy con la cúpula del PP valenciano EFE

Bruselas ha anunciado formalmente una investigación a la Generalitat Valenciana por manipulación contable de gastos sanitarios que no se pagaban o cuyas facturas se guardaron en los cajones. Pero bajo las alfombras del gobierno autonómico se han escondido también gastos fuera del presupuesto de colegios, universidades o ferias, entre otros capítulos, según investiga la Unión Europea. Los responsables de Eurostat manejan un informe entregado a sus técnicos por los auditores del Síndic de Comptes autonómico tras dos reuniones celebradas en junio de 2012 y septiembre de 2013 en el que se reflejan “obligaciones no reconocidas en el presupuesto de la Generalitat” por valor de otros 783,5 millones de euros, revelan fuentes de la Unión Europea.

El conseller de Hacienda asegura que "se ha hecho un esfuerzo tremendo en materia de transparencia, orden, rigor y disciplina en las cuentas públicas"

Entre los fondos no contabilizados se incluyen impagos realizados con el mismo método que en el sistema sanitario: se realizaban gastos que no se anotaban en el capítulo 409 [Acreedores por operaciones pendientes de aplicar por presupuesto] y se ordenaba a los acreedores que tampoco las anotaran con el compromiso de regularizarlas más adelante. En ese sistema de “contabilidad B oficial” se incluyen:

  • Gastos con la Feria Muestrario Internacional de Valencia: El gobierno de Valencia ha reconocido 33,9 millones de euros en pagos al organismo al que se adeudan otros 305,9 millones más por eventos, remodelaciones y renovaciones aprobadas desde los años 2002 y 2007. La Feria ha ofrecido operaciones que al no contar con los recursos necesarios debe afrontar ahora la Generalitat. La falta de controles en ese capítulo es tan flagrante que aunque una comisión mixta de seguimiento debiera haber analizado esos gastos de forma periódica cada trimestre, esa comisión sólo se ha reunido una vez en su historia, en el año 2012.  
  • Inversión en las universidades públicas:  El consell reconoció 50,9 millones de euros pendientes de pago a las universidades. El informe entregado a Eurostat asegura que hay otros 477,6 millones de euros en compromisos de pago pendientes en cuanto a la inversión en universidades públicas “más los intereses correspondientes”.
  • Gastos con colegios: La Generalitat constituyó en el año 2000 la empresa pública CIEGSA (Construcciones e Infraestructuras de la Generalitat S.A.) para construir nuevos centros educativos en la región. Al cierre de 2012, la compañía tenía importes en convenio por valor de 2.508,3 millones de euros y presupuesto para poco más de 2.010,4. La diferencia engrosaría también el agujero contable de la Generalitat sin que, hasta el momento, se haya concretado esa cuantía. El saldo entre los activos y los pasivos de esa empresa, que la Generalitat no ha querido detallar, elevarían el maquillaje contable aun más. 

Los gastos maquillados y las facturas sin presupuestar en esos capítulos “no sanitarios” suman, al menos, 783,5 millones, según los informes en poder de Eurostat, que hay que añadir a los 1.864 millones de euros gastados en Sanidad también fuera del presupuesto oficial. En total, la Generalitat ha maquillado sus cuentas para ocultar hasta cerca de 2.650 millones de euros en gastos no reconocidos.

Las cuentas desde el lado de los ingresos

Los técnicos de Eurostat han visitado ya dos veces la Sindicatura de Cuentas de la Comunidad Valenciana para comprobar la validez de las cifras oficiales. La primera reunión se produjo en el mes de junio de 2012 y la segunda en septiembre de 2013. El encuentro lo encabezó el griego Alexandre Makaronidis, jefe de la Unidad D4-GFS de Control de Calidad y Contabilidad Gubernamental de Eurostat, y Alfredo Cristóbal, director general del Instituto Nacional de Estadística. El día 13 de septiembre mantuvieron una reunión con varios de los auditores de la institución, entre ellos el auditor director del Gabinete Técnico de la Sindicatura de Comptes, Antonio Minguillón.

Bruselas analizará también las cuentas públicas desde el lado de los ingresos ya que tanto la venta patrimonial como la recaudación tributaria pueden estar también sobrevaloradas. El consell ha previsto ingresos de 124,3 millones de euros por la venta de inmuebles que en la actualidad son propiedad pública. Sin embargo, dos años después de plantear esa cifra, sólo se han conseguido recaudar 2,1 millones de euros. Fuentes comunitarias insisten en que la evolución de la venta de inmuebles será inspeccionada también por Eurostat, aunque el organismo no confirma esa revisión.

Con esas cifras, el consell ha tenido ya que corregir sus cifras de déficit el 3,6% declarado en 2010 al 4,8% (1.200 millones más de agujero) y del 3,7% declarado en 2011 al 5,1% en 2011 (1.400 millones de desvío).

Otra contabilidad B: las cuentas públicas de la Generalitat Valenciana | Vozpópuli

La ofensiva política

Los grupos de la oposición han pedido explicaciones a un gobierno regional que niega cualquier responsabilidad en la manipulación de las cuentas y que la ha excusado culpando a Zapatero primero por no ejercer los controles correspondientes, a faltas de controles internos después y, finalmente, a la mala financiación que recibe la autonomía. El conseller de Hacienda y Administración Pública, Juan Carlos Moragues, asegura que "se ha hecho un esfuerzo tremendo en materia de transparencia, orden, rigor y disciplina en las cuentas públicas" y ha asegurado que si se ocultaron las facturas fue porque Valencia "no tiene presupuesto suficiente para sanidad y educación y es esa infrafinanciación y los recursos insuficientes del Estado lo que hizo que no hubiera crédito presupuestario y, con ello, facturas en los cajones".

Las explicaciones de los responsables políticos en Madrid y Valencia han provocado una doble ofensiva de la oposición que pedirá hoy en el Congreso la comparecencia del Ministro Cristóbal Montoro en la Comisión Permanente de Hacienda incluso aunque esté suspendido el periodo de sesiones y en Bruselas donde el grupo socialista tiene previsto elevar al Europarlamento una batería de preguntas sobre la presunta manipulación contable en la autonomía.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba