Economía

El Gobierno quita fondos a Andalucía, Cataluña, Valencia y Murcia por incumplir con las políticas de empleo

El Ministerio de Empleo reduce la partida destinada a políticas activas casi un 8 por ciento, unos 106 millones menos que en 2013. Y hasta cuatro Comunidades perderán más que el resto por no haberse ceñido a los objetivos fijados el año pasado.

El Gobierno retirará este año fondos a Andalucía, Cataluña, Valencia y Murcia por haber incumplido los objetivos marcados para las políticas de empleo.

Éste era el primer año en el que se brindaba una parte sustancial de los fondos para políticas activas de empleo en función de los resultados arrojados por la gestión de las Comunidades Autónomas. Y el resultado ha sido que cuatro de ellas han suspendido y, por lo tanto, obtendrán menos recursos. Dos de ellas son gobernadas por el PP, y otras dos no. Pero curiosamente las cuatro pertenecen al grupo que más problemas ha tenido para alcanzar las metas de déficit público.

Según fuentes conocedoras del reparto y a falta de que el Consejo de Ministros lo respalde, Andalucía perderá unos 3,9 millones de euros de los recursos para políticas activas, Cataluña unos 2,2 millones, la Comunidad Valenciana unos 1,5 millones, y Murcia unos 219.000 euros.

Aunque las penalizaciones no son realmente sustanciosas, se unen al recorte del 7,94 por ciento aplicado al montante total que se entrega a las CCAA por este concepto. A pesar de los cinco millones de parados, el capítulo en manos de las Autonomías desciende este año en 106 millones de euros, desde los 1.342 millones presupuestados en 2013 hasta los 1.235 millones asignados para 2014. Y si estas cifras se calculan desde 2011, entonces la partida prácticamente se ha reducido a la mitad. Se entienden por políticas activas de empleo aquellas dirigidas a los desempleados y que comprenden la colocación, la orientación, la formación y las bonificaciones o reducciones de cuota. 

Así las cosas, Andalucía se queda sin 27 millones de euros, aunque retiene la condición de Comunidad que más consigue al contar con 270 millones, muy lejos de los cerca de 700 millones que recibía en 2011. Pese a perder 17 millones, Cataluña mantiene su posición de segunda que más se beneficia con un total de 176 millones, bastante por debajo de los 440 millones que consiguió en 2011. Valencia obtendrá 12 millones menos y su presupuesto rondará los 120 millones. Y Murcia dejará de ingresar 3 millones y dispondrá de 32 millones. En la tabla a continuación recogemos el porcentaje de fondos que pierden y el dinero que representa:

No obstante, otras Autonomías en cambio sufrirán una pérdida menor gracias a haberse ceñido a los objetivos fijados por el Ministerio de Empleo. Por ejemplo, Madrid ganará 3,9 millones como premio a su buen hacer, tal y como se incluye en la tabla anterior. Pero incluso así perderá 9 millones de fondos respecto al año pasado y se situará en los 159 millones. Y otro aumento significativo será el de Extremadura, que se embolsará 1 millón más de euros por el variable, aunque en el total se le restarán 2,8 millones y, al final, acabará con casi 47 millones. Debajo se pueden comprobar las cantidades anuales aportadas a cada Comunidad y la diferencia perdida entre 2014 y 2013. Como ya hemos explicado antes, todas dejan de recibir este año un 7,94 por ciento al que se le sustrae o suma el variable mostrado en la tabla superior:

El Plan Anual de Políticas de Empleo aprobado en septiembre de 2013 establece que el 40 por ciento de los fondos concedidos en 2014 se repartirán según el grado de consecución de unos objetivos. Y se describen cuáles son esos indicadores. Básicamente, éstos consisten en medir numerosos parámetros, entre ellos la eficacia de los servicios ofrecidos a los jóvenes, a cuántos beneficiarios del PREPARA se brinda un itinerario de reinserción, el número de colocaciones de miembros de colectivos especialmente afectados por el desempleo, las valoraciones de los participantes de cursos, la cifra de ciudadanos que completa procesos de formación, la cantidad de expedientes resueltos, el esfuerzo en la sanción de incumplimientos entre los perceptores de prestaciones, la capacidad de impartir tutorías, cuántas plazas ofertadas por empleadores se cubren, el fomento del emprendimiento, y así hasta formar una largísima lista.

El año que viene la cantidad variable ligada a resultados se elevará hasta el 60 por ciento. Las recomendaciones de Bruselas han instado a España a que mejore las políticas activas de empleo. Sin embargo, uno de los principales escollos para su reforma se halla en que la gestión se encuentra en manos de los gobiernos autonómicos.

Es más, fuentes consultadas consideran que algunas Comunidades no empleaban parte de sus recursos comprometidos a combatir el paro al tiempo que sí gastaban los fondos nacionales.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba