Economía

El paro registra la mayor caída en 50 años y ya se sitúa al nivel más bajo desde que llegó Rajoy

La economía crea 4.000 empleos al día, una cifra no alcanzada desde el 2005, cuando el PIB avanzaba a tasas del 1% trimestral, prácticamente el doble que en la actualidad. Según la EPA, el número de desempleados cae en 310.400 personas, la población activa vuelve a crecer y casi toda la contratación es privada. Tras seis años, por fin se crea trabajo a tasas anuales.

Por fin una Encuesta de Población Activa cargada de buenas noticias después de seis años de crisis. Aunque sea a costa de una mayor precarización salarial y un mayor uso del contrato a tiempo parcial, el mercado laboral ha dado un giro. El paro registra la mayor caída en 50 años al reducirse en 310.400 personas y ya se sitúa cerca de los niveles en los que se lo encontró Rajoy al registrarse la tristísima cifra de 5,62 millones de desempleados, el dato más bajo desde el cuarto trimestre de 2011. En cambio, la tasa de desempleo se coloca en el 24,47 por ciento, dos puntos por encima que a finales de 2011.

Entre abril y junio, la economía española creó unos 4.000 empleos al día, una cifra propia del momento de mayor expansión en plena burbuja, cuando el PIB avanzaba a ritmos trimestrales del 1 por ciento, justo el doble de lo que el Banco de España estima que se creció en el segundo trimestre. De hecho, no se creaban 402.400 empleos en un trimestre desde el año 2005.

Y además casi todo el empleo se constituye en el sector privado, que ocupa a 393.500 trabajadores más frente a los 8.900 puestos creados en el sector público. Definitivamente, se han terminado los recortes de personal en las Administraciones.

Pero ahí no queda la cosa. Por primera vez en la crisis, se genera empleo a tasas anuales y la ocupación en los últimos doce meses crece en 192.400 personas y se sitúa en los 17,3 millones.

Con el turismo en cotas de visitas nunca alcanzadas, los servicios tiran de la economía con 378.700 empleos creados. Si bien esta vez contribuyen todos los sectores salvo la Agricultura, que pierde 69.800 ocupados. Incluso la Construcción vuelve a aportar puestos de trabajo, 36.900. Pero quizás la mejor noticia en este apartado sea que la Industria genere 56.700 puestos de trabajo, arrastrados por las ventas de automóviles y las compras de bienes de equipos, señal inequívoca de que de nuevo se invierte ante un repunte esperado de la demanda.

Y por fin se pone freno a la caída de la población activa, que en el último año ha descendido en 232.000 personas hasta los 22,9 millones. El número de activos aumentó entre abril y junio en 92.000 efectivos.

Desestacionalizados, sin tener en cuenta el efecto del calendario en la estadística, los datos de ocupación y de caída del paro también son los mejores de la serie histórica desde el tercer trimestre de 2005 al incrementarse el empleo en un 1,03 por ciento intertrimestral y el paro descender un 3,12 por ciento. Lo que en una proyección aproximada supondría unos 175.00 ocupados más y unos 175.000 desempleados menos.

No obstante, todavía le queda a Rajoy la ingente tarea de recuperar unos 800.000 empleos para volver a los niveles de ocupación que encontró cuando alcanzó La Moncloa. Desde el pico de empleo logrado en el cuarto trimestre de 2007, aún faltan 3,4 millones de puestos de trabajo que habría que generar para retornar a los 20,7 millones de ocupados. La tasa de paro sigue triplicando el 8 por ciento de paro contabilizado en aquel entonces. Y por poner otra nota negativa, el número de autónomos sólo sube en 12.400 justo cuando se intenta fomentar el emprendimiento.  


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba