Economía

España se "germaniza", Alemania se "afrancesa" y Francia se "españoliza"

Deutsche Bank considera que la mejora de la productividad que se observa en España desde 2008 es "impresionante", ya que ha cubierto en sólo cuatro años la diferencia que había con Alemania y Francia, acumulada entre 1998 y 2008. La búsqueda de la austeridad salarial es, a juicio del Deutsche Bank, el único camino para España a medio plazo.

Oficinas centrales de Deutsche Bank en Frankfurt, Alemania.
Oficinas centrales de Deutsche Bank en Frankfurt, Alemania. gtres

Deutsche Bank considera que el modelo económico de España se está "germanizando", en el sentido de que está optando por un crecimiento moderado, con unos costes laborales contenidos y centrado en mejorar la competitividad y solvencia de las empresas y en el dinamismo de las exportaciones, según informa Efe.

En un informe sobre perspectivas económicas mundiales, titulado 'Intercambio de modelos de crecimiento en Europa', los analistas de Deutsche Bank explican que Alemania se está "afrancesando" en cuanto a que el gasto de los consumidores está teniendo un papel más importante en el crecimiento económico que la moderación salarial.

Francia se está "españolizando", en su respuesta a la política monetaria del Banco Central Europeo (BCE), que acumula deuda corporativa en compensación del deterioro de la rentabilidad de las empresas.

Para estos expertos, sólo en el caso de Italia no se aprecia un "cambio claro" del modelo de crecimiento anterior a la recesión. Según el informe, la transición de España a partir de un modelo de crecimiento interno a una economía impulsada por las exportaciones sigue el ejemplo de Alemania.

De hecho, explica, aunque todavía hay una brecha muy significativa, la participación de las exportaciones en el PIB en España converge hacia Alemania (52% a partir de finales de 2012), más rápido que en Francia e Italia.

Asimismo, la mejora de la productividad que se observa en España desde 2008 es "impresionante", ya que ha cubierto en sólo cuatro años la diferencia que había con Alemania y Francia, acumulada entre 1998 y 2008.

La mejor oportunidad de crecimiento en España todavía se encuentra, a juicio de estos expertos, en que aproveche su clara ventaja competitiva, que no es otra que el bajo nivel de los costes laborales según los estándares europeos. La búsqueda de la austeridad salarial es, a juicio del Deutsche Bank, el único camino para España a medio plazo.

"Prevemos que España continuará su ajuste en los próximos años y que este dependerá aún más de las exportaciones", añade el informe. Para estos expertos, el producto interior bruto de España caerá el 1,5% este año, pero crecerá el 0,5% en 2014 y el 1,3% en 2015.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba