hasta julio

El Estado gasta 32.050 millones más de lo que ingresa hasta julio

El déficit se sitúa en los siete primeros meses del año en el 3,08% del PIB, medio punto menos que en el mismo periodo del pasado año.

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría tras el Consejo de Ministros.
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría tras el Consejo de Ministros. EFE

El Estado acumuló en los siete primeros meses del año un déficit de 32.050 millones de euros, equivalentes al 3,08 % del PIB, lo que supone un 13% menos respecto al registrado en el mismo periodo de 2013 (3,60 % del PIB). Según los datos difundidos este viernes por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, los ingresos no financieros del Estado medidos en términos de contabilidad nacional fueron de 70.468 millones, el 3 % más respecto al mismo periodo de 2013, mientras que los gastos no financieros alcanzaron los 102.518 millones, el 2,6% menos.

El Ministerio destaca que, excluyendo el gasto financiero, que ha crecido el 5,5% hasta julio, el déficit primario ha sido de 14.741 millones, un 27,9% menos que en 2013. Hacienda achaca la subida de los ingresos del Estado al "gran dinamismo" de la recaudación impositiva, que aumentó el 5,4%.

Los ingresos impositivos totales crecieron un 3,8% impulsados por los aumentos del IRPF y del IVA en un 5,3% y un 10,2%, respectivamente. El resto de ingresos no financieros creció un 33,4%, con una recaudación total del 16.812 millones. Los ingresos totales no financieros recogen los resultados de las liquidaciones definitivas de ambos años realizadas en el mes de julio.

La recaudación total por impuestos directos y cotizaciones sociales, antes de descontar la participación de las administraciones territoriales, sumó 50.288 millones, prácticamente el mismo importe que en 2013. De su lado, los ingresos totales por impuestos indirectos ascendieron a 48.725 millones, un 8,2% más.

Subida del IRPF de un 5,3%

En concreto, la recaudación del IRPF fue de 45.936 millones, un 5,3% más que un año antes debido, principalmente, al aumento de las retenciones del trabajo en un 4,5%, influido por la mejora del empleo y del tipo medio de retención, así como por el efecto del pago de la extra a los empleados públicos, entre otras cosas. Al aumento del IRPF también contribuyeron los pagos fraccionados de profesionales y empresarios individuales y el gravamen sobre premios de determinadas loterías, que aumentaron en 95 y 201 millones, respectivamente.

Los ingresos no fiscales crecieron un 18,2 %, hasta 10.347 millones, y también se han visto afectados por el sistema de financiación, ya que la liquidación del Fondo de Suficiencia correspondiente a 2012 ha supuesto unos ingresos para el Estado de 1.560 millones, frente a la liquidación del 2011 abonada el año pasado que fue de 863 millones.

Dentro de los gastos, destaca la disminución del 19,5 % del gasto en consumos intermedios, debido al descenso de las entregas de armamento militar y a la disminución de las transferencias corrientes, fundamentalmente de las destinadas a la Seguridad Social, que han caído el 12,5 % hasta julio.

La remuneración de asalariados se mantiene constante en el mismo nivel del año anterior con un gasto de 11.068 millones.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba