EL GOBIERNO ASEGURA QUE LA REVISIÓN ESTADÍSTICA DE EUROSTAT MEJORARÁ LAS CIFRAS DEL ESTADO

Los ingresos del Estado se estancaron en 2013 pese a la subida de impuestos del Gobierno

La subida de impuestos no sirvió para recaudar más. El Estado apenas captó un 0,2% más que el año anterior. Los enormes intereses de la deuda que acumula el Gobierno llevan las cuentas públicas a superar los números rojos exigidos por Bruselas. El déficit de la Seguridad Social engorda en otros 2.000 millones de euros para pagar pensiones y prestaciones por desempleo.

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, presenta los datos del déficit público
El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, presenta los datos del déficit público EFE

La subida de impuestos apenas ha servido para recaudar más. Según los datos que ha presentado el Ministerio de Hacienda, la subida del IRPF se saldó con menos recaudación que el año anterior, registrando una caída del 0,9% en los ingresos del Ejecutivo. Fueron las grandes empresas las que aportaron una mayor cuantía en la recaudación, al aumentar un 26,3% su aportación a las cuentas del Estado pese a que el Impuesto de Sociedades también registró una caída del 7% en sus ingresos. Incluso la subida del IVA ha reportado menos ingresos de lo esperado, aportando un 2,9% más de ingresos de los que reportó el año anterior. El mayor aumento de recaudación lo han aportado autonomías y ayuntamientos con las subidas de tasas que han aumentado un 9,5% su aportación a las cuentas públicas. Con ese saldo, la conclusión desde el lado de los ingresos es que la subida de impuestos apenas ha servido para cerrar el agujero de las cuentas públicas.

(Haga click sobre la tabla para verla a pantalla completa)

"No ha habido un fracaso sino un cumplimiento del objetivo de déficit", asegura Montoro

El Ejecutivo confía en que este año se corregirá esa tendencia. En concreto, el Gobierno espera que en 2014 la recaudación crezca a ritmos de dos dígitos en todos los impuestos y augura un aumento de los ingresos por IRPF del 10,4%; del 12,5%, en el caso del IVA y del 11,9% para los Impuestos Especiales. Ha habido una desviación considerable sobre las cifras que se presupuestaron pero el Gobierno asegura que en los últimos tres meses se ha recuperado la recaudación.

El Gobierno niega que esos resultados hayan supuesto un "fracaso de sus políticas" sino que, según Cristóbal Montoro, ha contribuido a cumplir con el objetivo marcado por Bruselas.

El desfase desde el lado de los gastos

Con el estancamiento de los ingresos, los números rojos de la Adminsitración se explican fundamentalmente por el lado del gasto, en concreto, por los enormes intereses que paga el Gobierno por su creciente deuda. El Ejecutivo acumula una deuda que al cierre de este año rozará el 100% del PIB y los intereses que hay que pagar por ella han provocado que el déficit del gobierno central se dispare desde el 5,20% hasta el 5,49%, dejando el agujero total en el 6,62%, un 0,12% más de lo que exigía Bruselas. 

De hecho, los recortes han continuado entre los funcionarios. El recorte de plantillas públicas ha continuado para llevar la cifra de empleados a sueldo de la Administración Pública hasta los 2.796.000, lo que supone una reducción de casi 375.000 empleados públicos menos en apenas tres años. Esa reducción de plantillas es la que epxlica una buena parte de la reducción de gastos del Estado.

La segunda clave que explica que España no haya cumplido con el objetivo de déficit exigido por Bruselas son las políticas derivadas del pago de pensiones y prestaciones por desempleo. La Seguridad Social incurrió en un déficit de casi 12.000 millones de euros, según las cifras de evolución de déficit que ha presentado el Ministerio de Hacienda. El déficit de la Seguridad Social ha engordado en casi 2.000 millones de euros en un año, para saltar de un 0,99% en 2012 a un 1,16% en 2013. El pago de pensiones y de las prestaciones por un desempleo que siguió creciendo explican el agujero de las cuentas de la Seguridad Social. El Ejecutivo sostiene que en los últimos meses del año ese agujero se ha ido cerrando "por la mejora del ciclo".

El sentido de la política: primero recortes, luego expansión

El Ejecutivo ha justificado los recortes y el ajuste del gasto público que el Gobierno da por terminado. “El año 2012 fue una restricción de crédito muy severa sin la cual no habría habido un cambio de la balanza por cuenta corriente del país” ha asegurado Cristóbal Montoro. Según el titular de Hacienda, esos recortes “son los que han permitido que se abrieran los mercados internacionales” y sólo a partir de 2013 se pudieran atenuar los recortes para dar lugar a lo que espera sea el año del crecimiento y la creación de empleo en 2014.

Montoro asegura quelas políticas del Gobierno han "abierto los mercados internacionales"

“Este cambio de ciclo no habría sido posible si se hubiera hecho la misma política que en 2012” y ese “cambio de ciclo económico y escenario de recuperación que comienza a principios de 2013 ha sido facilitado por la política presupuestaria del Gobierno de España y del conjunto de las autonomías”, ha concluido el ministro.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba