Economía

Bruselas fuerza la nueva ronda de recortes en las Comunidades con la vista puesta en 2015

En una misiva a la que ha tenido acceso Vozpópuli, Hacienda reconoce que se ha agotado el margen para ajustar el gasto y que el Consejo Europeo impuso la nueva ronda de recortes en las Autonomías que se tendrá que aprobar antes de febrero de 2015. 

Merkel y Rajoy se saludan en el último Consejo Europeo.
Merkel y Rajoy se saludan en el último Consejo Europeo. GTRES

En una misiva a la que ha tenido acceso Vozpópuli, el Ministerio de Hacienda reconoce que se ha agotado el margen para ajustar el gasto y que el Consejo Europeo impuso en julio la nueva ronda de recortes en las CCAA que se tendrá que aprobar antes de febrero de 2015.

A mediados de julio, Hacienda envió a los gobiernos autonómicos un conjunto de propuestas en principio diseñadas para mejorar la eficiencia y racionalizar el gasto en materia sanitaria, educación, servicios sociales y recursos humanos. Entonces se dijo que era simplemente un catálogo de ideas que las Comunidades podrían considerar en caso de precisarlas. Beteta y Montoro incluso negaron que se tratase de una nueva ronda de ajustes.

Sin embargo, la realidad que se esconde detrás resulta bastante más dura y evidente. Tal y como revela Hacienda en una carta que remitió a las Comunidades, esta lista de propuestas no es más que una nueva imposición de Bruselas ante la necesidad de adoptar más medidas para cumplir con los objetivos de déficit.

El documento de Hacienda en el que se constituye el grupo de trabajo para la racionalización y mejora de la eficiencia del gasto público autonómico afirma: “El 30 de abril de 2014 España presentó su programa Nacional de Reformas y su Programa de Estabilidad, lo cual ha dado lugar a la recomendación del Consejo (…). El Consejo, en su considerando noveno, indica que las medidas en que se sustenta la estrategia presupuestaria deben especificarse con mayor detalle y que son necesarios esfuerzos adicionales para cumplir plenamente la recomendación formulada en el marco del procedimiento del déficit excesivo”.

O dicho de otro modo, en este documento Hacienda admite que el vademécum de medidas de ajuste se elabora ante la presión de Bruselas, y que hay que hacer más para reconducir la senda de consolidación fiscal.

Las 255 iniciativas avanzadas por Hacienda comprenden centrales de compra, la coordinación de políticas o la eliminación de figuras como el defensor del pueblo autonómico. Pero también incluyen iniciativas mucho más duras, como copagos sanitarios, un mayor número de horas de trabajo para los empleados públicos o recortes salariales. Algunas de estas propuestas incluso ya están en vigor en diversas Comunidades.

Es más, Hacienda identifica “la evidencia de un cierto agotamiento en el efecto de las medidas implementadas en los últimos ejercicios”, aquellos recortes en educación y sanidad aprobados en 2012 por valor de unos 10.000 millones de euros. A juicio del Ministerio, precisamente esta falta de recorrido hace recomendable la creación del grupo de trabajo.

En concreto, el texto de Hacienda explica que el mencionado grupo de trabajo debe centrar sus esfuerzos en la siguiente recomendación de Bruselas: “Antes de febrero de 2015, una revisión sistemática del gasto en todos los niveles de la Administración para contribuir a mejorar la eficiencia y la calidad del gasto público. Seguir aumentando la eficiencia del sector de la asistencia sanitaria, sobre todo mejorando la racionalización del gasto farmacéutico, particularmente en los hospitales e intensificando la coordinación entre los distintos tipos de asistencia, preservando al mismo tiempo la accesibilidad para los grupos vulnerables”.

Pese a que los ingresos están mejorando sustancialmente en el actual ejercicio, el año que viene hay que reducir el déficit en cerca de 13.000 millones de euros, una misión harto complicada con unas elecciones municipales y autonómicas a la vista y en el contexto de una ralentización del crecimiento en Europa.

En los papeles, Hacienda establece un procedimiento evaluador y sostiene: “Especialmente relevante resulta dicho procedimiento evaluador para el proceso de presupuestación del ejercicio 2015”. Por el momento, el déficit de las CCAA hasta mayo ha empeorado más de un 40 por ciento, complicando la consecución del objetivo de las Autonomías de aquí a final de año.

De modo que la elaboración de los Presupuestos del próximo año no será una misión tan fácil como la pintan. El propio servicio de estudios de BBVA recordaba hace escasos días que el consumo público se ha estancado en lugar de reducirse como estaba previsto, por lo que todo el ajuste fiscal está descansando fundamentalmente en la recuperación cíclica de los ingresos, incluso más de lo que preveía el Gobierno.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba