Economía

BBVA empeora previsiones de 2013 hasta recesión del 1,4% y paro de 27,1%

También se empeora las previsiones del déficit, que cerraría en el 6,5% del PIB este 2013 y quedaría en el 5,7% en 2014.

El BBVA ha empeorado hoy tres décimas sus previsiones tanto de recesión como de desempleo para 2013, hasta una caída del 1,4% del PIB y un paro del 27,1% de la población activa, aunque cree que España tocará fondo este año y la economía irá de menos a más, con tasas de recuperación intertrimestral. Según el informe Situación España de BBVA Research, en 2014 el PIB del país volverá a crecer, un 0,9%, aunque menos de lo que pensaban en sus anteriores previsiones, presentadas en febrero, un 1,1%. Sobre el empleo en 2014 creen que la tasa de paro será del 26,4%, tres décimas peor de lo anteriormente estimado.

En cuanto al déficit público también se muestran más pesimistas para los dos ejercicios, pues creen que cerrará en 6,5% del PIB en 2013 (frente al anterior 5,9%) y en 5,7% en 2014 (que empeora el 4,6% que preveían hace dos meses). En todos los casos se muestran menos optimistas que el Gobierno.

A pesar del empeoramiento de sus previsiones, el responsable de Economías Desarrolladas, Rafael Domenech, ha defendido en la presentación del informe que su escenario cualitativo sigue "inalterado", ya que mientras que en 2012 la economía fue de más a menos, fundamentalmente en los dos últimos trimestres, este año esperan lo contrario. Las causas del peor escenario en 2013 tiene que ver con unas peores perspectivas de los principales países receptores de las exportaciones, y las diferencias en las tasas de financiación dentro de la zona del euro (peores para los mediterráneos), que para el BBVA son "difíciles de justificar". También ha podido afectar, ha añadido Domenech, la aceleración del ajuste fiscal del final del año pasado.

Para 2014 se esperan los primeros indicios de recuperación económica gracias a una mejora de la confianza que ha permitido una rebaja de la dependencia de la economía española del BCE. También ayudará la mejora del saldo positivo por cuenta corriente, que mejorará la capacidad de desapalancamiento, así como la rebaja de las tensiones financieras y un ajuste de la construcción que está tocando a su fin. Con todo, Domenech ha recordado que quedan "importantes reformas por acometer" como el establecimiento de una autoridad fiscal, la reforma de las pensiones y de las corporaciones locales.

Tendrán menos efecto los ajustes

Otro de los motivos para esperar una recuperación en 2014 es que tendrán menos efecto los ajustes en marcha, así como la moderación salarial. A este respecto, el BBVA incluye en su estudio una estimación de cómo las rebajas salariales en 2012 han podido impedir la destrucción de 60.000 empleos a corto plazo y de 300.000 a medio y largo plazo. De haberse ajustado los salarios a la nueva coyuntura desde el inicio de la crisis se podría haber evitado la destrucción de un millón de empleos, según el servicio de estudios del banco. Para el BBVA, también la reestructuración bancaria tendrá un menor impacto negativo en 2014, lo que debería mejorar el desapalancamiento, aunque "lo fundamental" ha dicho Domenech, es que el crédito vaya a parar a nuevas inversiones productivas y generadoras de empleo.

No obstante, el director de BBVA Research, Jorge Sicilia, ha dejado claro que todos los riesgos son "susceptibles de regresar", por lo que ha abogado por las reformas tanto a nivel estatal como europeo, en especial en lo que se refiere a la unión bancaria.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba