Economía

Koplowitz confirma que su refinanciación está a punto y FCC acelera su ampliación

La principal accionista de FCC asegura estar cerca de cerrar las negociaciones para refinanciar su deuda personal y la compañía contrata a tres bancos de inversión para tener cuanto antes su ampliación de capital.

Esther Koplowitz, principal accionista de FCC
Esther Koplowitz, principal accionista de FCC

La situación financiera de Esther Koplowitz, principal accionista de FCC, parece empezar a despejarse definitivamente. A última hora de este lunes, el día en que finalizaba el plazo dado por sus acreedores personales (Bankia y BBVA) para acordar las condiciones de la refinanciación de su deuda personal, la empresaria anunció que no solicitará un nuevo aplazamiento para atender los vencimientos toda vez que las negociaciones presentan avances positivos.

El comunicado remitido por B 1998, la sociedad instrumental a través de la que Koplowitz controla el 50,01% de FCC, confirma la información publicada por Vozpópuli este lunes, en la que se afirmaba que el acuerdo entre las partes estaba cerca por lo que no habría un nuevo plazo límite para negociar.

La deuda personal de Esther Koplowitz se aproxima a los 1.100 millones de euros y la empresaria negocia extender el vencimiento para los próximos cinco años. Fuentes conocedoras de la situación señalaron que el acuerdo es prácticamente un hecho, que podría concretarse antes de que finalice el presente mes.

Una prueba del avanzado estado de las negociaciones es el hecho de que FCC hizo oficial también este lunes la contratación de tres bancos de inversión, Santander, JP Morgan y Morgan Stanley para que trabajen como coordinadores de la ampliación de capital que la compañía quiere llevar a cabo antes de cerrar el presente ejercicio.

El papel de George Soros

La refinanciación de la deuda de Esther Koplowitz es un paso previo indispensable para que FCC pueda realizar una ampliación con la que pretende amortizar el tramo B del préstamo sindicado de 4.500 millones con el que reestructuró la deuda corporativa.

El citado tramo, de 1.350 millones, cuenta con la particularidad de que los bancos podrían convertir la deuda en acciones de la compañía en caso de impago, lo que haría que Koplowitz perdiera la mayoría en el capital del grupo constructor y de servicios.

Una situación que puede darse en cualquier caso si la empresaria no es capaz de suscribir en su totalidad la ampliación.

En este escenario podría entrar en escena el multimillonario estadounidense George Soros, que finalmente no participará en el proceso de refinanciación de la deuda personal de Esther Koplowitz. Sin embargo, sí podría ser un apoyo financiero crucial para que la empresaria pueda mantener su participación en la compañía.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba