Economía

¿Quién es Rubik? Conozca la última forma de recaudar impuestos de los evasores

Rubalcaba preguntó a Montoro si firmaría un acuerdo Rubik con Suiza. En la actualidad, los países occidentales en crisis intentan perseguir la evasión fiscal de tres formas: cobrando a los suizos, con amnistías fiscales o revocando licencias a las entidades helvéticas.

El líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, durante su intervención en el pleno del Congreso.
El líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, durante su intervención en el pleno del Congreso. EFE

El líder de la oposición, Alfredo Pérez Rubalcaba, buscó este miércoles asediar al ministro Montoro preguntándole si suscribiría un acuerdo Rubik con Suiza, algo que negó el titular de Hacienda… Pero, ¿qué es un Rubik?

A grandes rasgos, hay tres maneras por las que los países occidentales en crisis están intentando recuperar su recaudación persiguiendo a los evasores fiscales.

La primera radica en los acuerdos Rubik, negociados por Reino Unido y Alemania con Suiza. Éste básicamente consiste en que un Estado ‘subcontrata’ a la agencia tributaria suiza para que le recaude los impuestos entre sus titulares de cuentas helvéticas. Es decir, los suizos pagan una cantidad y así consiguen conservar el secreto bancario.

Este tipo de pactos torpedea el cerco que la UE está imponiendo alrededor de Berna para que intercambie información con otros Gobiernos europeos. Reino Unido tuvo que modificar lo firmado con Suiza para amoldarse a las directivas comunitarias.

En España se ha adoptado un segundo método: la amnistía fiscal, acompañada de un endurecimiento a continuación de la ley para los evasores. De este modo se han intentado aflorar bases imponibles que desde ahora tributarán todos los años.

El Ministerio de Hacienda se ha expuesto a críticas muy duras con tal de obtener estos datos, los cuales reportarán a las arcas españolas ingresos en los años venideros. Por lo tanto, no tiene sentido que ahora se acoja a un Rubik, para el que precisamente no haría falta esa información. De ahí que Montoro negase la rúbrica de este tipo de protocolo.

Además, tras haber fortalecido la legislación en contra de la evasión, es el momento de intentar que caiga sobre los defraudadores todo el peso de la ley. Y ello se verá impulsado por el tercer formato de presión a Suiza, encabezado por Estados Unidos.

Los estadounidenses han decidido amenazar a Berna simplemente revocando las licencias para operar en EEUU a los bancos suizos. Ello está forzando tanto a los helvéticos como a otros paraísos fiscales a aprobar la cesión de detalles de cuentas.

Y el Ministerio de Montoro pretende aprovechar esta fuerza de Washington, pues cualquier convenio que suscriban los americanos se puede hacer extensivo a nuestro país por la “cláusula de nación más favorecida”. Ésta se incluye en los acuerdos que Madrid tiene con Berna para evitar la doble imposición y establece que si un país, como es el caso de EEUU, logra unas condiciones mejores éstas se aplicarán también a España.

El equipo de Hacienda cree que, de hecho, la política seguida por Estados Unidos está dando al traste con los acuerdos Rubik. Gracias a Washington, cada vez habrá menos zonas opacas, o al menos estarán más lejos y en lugares de peor acceso y que inspiren menos confianza.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba