Desde la heterodoxia

Yo acuso a Rajoy

Rajoy afirma, vuelve a afirmar, repite, y vuelve a repetir, en campaña, en cada mitin, erre que erre, que con su llegada al poder nadie habla de rescate, nadie habla de recesión, nadie habla de paro. La indignidad de algunos llega a ser ya insoportable. Simplemente un anhelo, pongamos democráticamente fin a tanta ignominia. Porque la realidad económica que dejará Rajoy, su herencia, es inasumible. Desequilibrios galopantes ­--deuda pública y deuda externa neta en máximos históricos--­, activados como auténticas llamaradas especulativas por su ejecutivo. Empobrecimiento masivo de la población, vía salarios, vía impuestos y tasas, vía rescate a terceros con dinero de todos, vía recortes en gasto social, vía desigualdad. Falta de ilusión, ausencia de anhelos de mejora y cambio de nuestra realidad. Debemos aspirar a ser algo más que mano de obra barata, algo más que un país de camareros, de crupieres.

Parafraseando a Emile Zola y a Pablo Neruda, yo acuso a Rajoy de endeudarnos como nadie en nuestra historia reciente

Permítanme parafrasear a Emile Zola y a Pablo Neruda.Yo acuso a Rajoy de endeudarnos como nadie en nuestra historia reciente. Yo acuso a Rajoy de aumentar la pobreza de sus conciudadanos a niveles insoportables. Yo acuso a Rajoy de crear un mercado laboral donde trabajar ya no garantiza salir de la pobreza. Yo acuso a Rajoy de repartir miseria, con contratos temporales, parciales, con precariedad extrema. Yo acuso a Rajoy de continuar con la tradición patria de alimentar oligopolios, lobbies, grupos de poder. Yo acuso a Rajoy de no aprovechar “ayudas” exógenas para cambiar nuestro modelo productivo e impulsar uno nuevo.

Rajoy es el rey desnudo del cuento que hizo famoso Hans Christian Andersen, pero que algunos ubican en una de las múltiples historias del Conde Lucanor, obra del infante Juan Manuel. Sin embargo, mientras abunden aduladores, supuestos “expertos” que aún a fecha de hoy siguen sin entender qué es una crisis de deuda, y escaseen quienes se atrevan a disentir, la actual crisis sistémica continuará y se extenderá más allá de lo necesario. Si con ello además se mantiene el statu quo de la “superclase”, mejor.

Deuda y perfil de vencimientos

La principalherencia que nos va a dejar Rajoy, una deuda pública y externa inasumible por el resto de las generaciones sucesivas patrias. Lo que empezó siendo un problema de deuda privada ha acabado contaminando definitivamente a la deuda pública. El montante de deuda de las administraciones públicas, si atendemos a las cuentas financieras de Banco de España, supera los 1,4 billones de euros, lo que supondría un incremento de más de 610.000 millones de euros, bajo Rajoy “el austero”. Detrás de la brutal expansión de nuestra deuda soberana no se pretende sostener el empleo, los ingresos, las pensiones, la seguridad de una vivienda, tener unos estándares salariales mínimos, o el derecho a una educación digna como elemento de mejora social. No hay nada de eso. Sólo se está incrementando la deuda pública para financiar a terceros, sanear los negocios de la superclase. ¡Qué manipulación de la política fiscal como herramienta de la lucha contra la crisis! Estos datos se ven corroborados con lo que los distintos sectores deben al resto del mundo, 1,125 billones de euros, récord histórico, el 107% del PIB español. Si al principio de la crisis el 54% de nuestra deuda externa correspondía a las entidades financieras, ahora el 44% de la deuda externa pertenece al sector público.

¿Por qué no aprovecha el ejecutivo actual el entorno de tipos de interés cero para cambiar el perfil de vencimientos de nuestra deuda pública?

Por cierto, un hecho del que nadie comenta, ¿por qué no aprovecha el ejecutivo actual el entorno de tipos de interés cero para cambiar el perfil de vencimientos de nuestra deuda pública?, ¿por qué no traslada deuda de corto plazo a largo plazo?, ¿por qué sigue emitiendo deuda vinculada a inflación? Además de la herencia en volumen, dejará un perfil de vencimientos que ante cualquier aumento de la aversión al riesgo global atará de manos a cualquier nuevo gobierno.

Repartiendo miseria

Ante el brutal incremento del paro, en vez de repensar que es lo que queríamospara nuestra querida España, las élites decidieron definitivamente repartir miseria. La búsqueda de un nuevo modelo productivo, asociado de manera ineludible a una profunda reforma y catarsis colectiva, requiere tiempo. Además, sus efectos no serían inmediatos, y las actuales élites perderían privilegios. Ante tal disyuntiva, enésima patada hacia adelante; que paguen los de siempre. Por eso, impusieron una reforma laboral diseñada exclusivamente con la intención de abaratar los salariosamedrentara la clase trabajadora, seguir con las barreras a la participación y a la entrada de nuevas ideas, nuevas propuestas, nuevos grupos. Objetivo, mantener el statu quo de los oligopolios patrios. Y para terminar, rizando el rizo, fomentaron más consumo privado, sin generación de rentas, con más deuda externa.

El total de trabajadores en precario se aproxima a los 11 millones, frente a los 6,7 de 2007

En este contexto,¿cómo responde el mercado laboral?Repartiendo miseriacon contratos temporales, parciales, con precariedad extrema. Para cuantificar la penuria siempre me remito a los datos y análisis de Francisco Felgueroso del colectivo Nada es Gratis. A partir de la EPA, si sumamos a los parados, por un lado, los desanimados y los que desean trabajar, y por otro, todos los trabajadores temporales involuntarios y subempleados, el total de trabajadores en precario se aproxima a los 11 millonesfrente a los 6,7 de 2007.

Bajo todos estos mimbres, ya saben ustedes mi preocupación. Cuando aumente la aversión al riesgo en mercados financieros y se reactive la desaceleración global, en nuestro querido país se activará una crisis de deuda soberana, continuará la recesión de balances privados, se avivará una crisis de balanza de pagos, y todo terminará en una profunda crisis social.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba