Deportes

¿Por qué son los San Antonio Spurs la alternativa silenciosa a los Warriors en la NBA?

Los jugadores de los Spurs dialogan tras una jugada.
Los jugadores de los Spurs dialogan tras una jugada. EFE

Invictos en su casa del AT&T Center de San Antonio (35-0 esta campaña), los Spurs le mostraron al planeta ante los Golden State Warriors todo su arsenal de razones para reparar en ellos como el gran candidato al título en la sombra. Dejando a los Curry y compañía bajo mínimos en anotación, la telaraña de Popovich se confirma como una trampa letal también para los vigentes campeones. ¿Son los tejanos, como tapados, la gran alternativa al anillo? Desgranemos las razones para pensarlo:

- Se han reinventado continuamente. Llevan casi dos décadas ofreciendo un rendimiento altísimo, siempre con un denominador común: Tim Duncan. Desde que el pívot de las Islas Vírgenes desembarcó en la NBA, no conoce lo que es una temporada con saldo negativo ni una primavera sin jugar playoffs. Si los referentes envejecen (Ginóbili, Parker), se buscan otros (Leonard, Aldridge).

- Son un equipo muy solidario. No hay egos en el vestuario spur. Jugadores con escarapela de All-Star son perfectamente capaces de remangarse para bajar al barro, desluciendo su estadística individual con tal de ayudar al equipo. El mismísimo Tim Duncan, ya crepuscular, ha experimentado esta temporada por primera vez la sensación de terminar un partido con cero puntos. Y sus galones por ello no disminuyen un ápice.

- Están magistralmente dirigidos desde el banquillo por un Gregg Popovich que, desde que sustituyese a Bob Hill en el último curso perdedor de San Antonio (1996-97), no ha parado de imprimir su especial sello ganador en la franquicia, hasta el punto de que muchos de sus pupilos en los banquillos y las oficinas son ahora exitosos ejecutivos o entrenadores en otros equipos de la NBA.

- La explosión de Kawhi Leonard, que ha pasado de secundario de lujo a estrella de la liga, sin tapujos, le ha dado otra dimensión al plantel. El californiano, un enfermo del trabajo, no divisa su techo y forma, junto a LaMarcus Aldridge, la pareja de grandes líderes del futuro a corto plazo de Spurs.

- Escuderos de lujo, como Boris Diaw, Patty Mills, David West o el recién fichado Kevin Martin, son la guardia de corps ideal desde el banquillo. Roles muy definidos y talento a raudales para cuando los protagonistas tienen un mal día. Todo ello regado con la experiencia de efectivos como Andre Miller o Matt Bonner, con muchas noches NBA en sus zapatos.

- El factor X de Danny Green, titular indiscutible con unos números discretos pero alegoría de lo que Popovich le exige a un jugador. Muñeca caliente en momentos peliagudos y multifunción sobre el parquet. Su perfil bajo engaña cuando luego crece a la hora de la verdad.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba