Deportes

Diego Costa pierde la batalla del Bernabéu... y no estará en el Calderón

El Real Madrid se llevó el derbi ante el Atlético por un contundente 3-0 y con dos goles de rebote, en un partido en el que el hispano-brasileño se las tuvo tiesas con Pepe y Arbeloa y vio una amarilla que le impedirá jugar la vuelta.

Sonaba el himno del Madrid. Diego Costa y Sergio Ramos se saludaban en el centro del campo con la media sonrisa dibujada en la cara. Era la calma que siempre precede a la tempestad. Un derbi, en semifinales de Copa y en un año en el que ambos equipos tienen un nivel de juego parejo. Las hostilidades estaban en el menú.

Nadie se molestó en ocultarlo. Los blancos llevaban unos días barruntando los favores o no favores arbitrales, la sanción a Cristiano les daba excusa para la queja y desde la primera falta, una acción bastante clara y sin trascendencia, los defensas del Real Madrid fueron a protestar en masa a Clos Gómez.

Estaba aquello en el guión, como también lo estaba que Diego Costa iba a ser figura central en el fútbol y en las refriegas. El hispano-brasileño sabe lo que es pegarse en toda clase de circunstancias, ha jugado en campos donde los palos no se ven y esas acciones se le han quedado incrustadas en el ADN. Enfrente no le iban a faltar respondones. Arbeloa, Ramos, y, sobre todo, Pepe, también tienen costumbre de bregarse con los delanteros rivales y no escatiman en roces, patadas y provocaciones.

El duelo duró lo que el Atlético tuvo vida: la primera parte. Ahí el partido estuvo nivelado y Diego Costa sacó de quicio a la defensa blanca, con dos acciones polémicas incluidas, dos posibles penaltis de Arbeloa. Y así siguieron durante un buen rato, con el árbitro intentando calmar una guerra que le desbordaba, hubiese dimitido en el descanso si estuviese permitido.

Diego Costa le sacó la amarilla a Pepe, que le seguía por todas partes, muy caliente pero sin amedrentarse. El portugués ha cogido velocidad de crucero y muestra su mejor versión estos últimos encuentros. Al final del primer tiempo el delantero se quedó hablando con el cuarto árbitro, le habían pegado más de la cuenta, parecía decir al colegiado.

Su intensidad murió en la segunda parte, que casi comenzaba con una excesiva tarjeta amarilla que, además, le eliminaba de la vuelta en el Calderón. El peso del encuentro se transportó al campo atlético, el Madrid se dedicó a atacar y ahí, sólo ahí, Diego Costa salió definitivamente de foco.

"Creo que ha sido nuestro mejor partido de toda la temporada", dijo Ancelotti tras el 3-0 final. "El Atlético de Madrid es muy bueno, siempre organizado y no es fácil jugar contra ellos porque son fuertes y agresivos. Nuestro partido fue muy bueno", añadió.

Ficha técnica:

3 - Real Madrid: Casillas, Arbeloa, Pepe, Ramos, Coentrao, Xabi Alonso, Modric, Di María (Illarramendi, m.82), Jesé (Isco, m.84), Cristiano Ronaldo y Benzema (Morata, m.73).

0 - Atlético de Madrid: Courtois, Juanfran, Miranda, Godín, Insua, Gabi, Koke, Raúl García (Sosa, m.70), Diego (Cristián Cebolla Rodríguez, m.46), Arda Turán (Adrián, m.61) y Diego Costa.

Goles: 1-0, m.18: Pepe; 2-0, m.58: Jesé; 3-0, m.74: Di María

Árbitro: Carlos Clos Gómez, del Comité Aragonés. Mostró tarjeta amarilla a Pepe (m.24), Diego Ribas (m.27), Diego Costa (m.61), Juanfran, m.77), Miranda (m.87) y a Simeone (m.84).

Incidencias: encuentro de ida de las semifinales de la Copa del Rey disputado en el estadio Santiago Bernabeu ante 74.278 espectadores. Antes del inicio del partido se guardó un minuto de silencio en memoria de Luis Aragonés,


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba