Deportes

Pau Gasol recupera sensaciones: sin daño estructural en la rodilla y con optimismo para los Juegos Olímpicos

Pau Gasol, con la camiseta de la Selección.
Pau Gasol, con la camiseta de la Selección. EFE

Todo aficionado español al deporte sabe con certeza que los próximos Juegos no serán una competición cualquiera para nuestro baloncesto. Nunca una cita olímpica es prescindible, pero la que se inaugurará en Río de Janeiro el próximo 5 de agosto tiene una vitola especial: es la cita escogida por el grueso de los denominados 'Juniors de Oro' para escribir su, esperemos, glorioso epílogo.

Por eso, presumiblemente, España juntará un combinado de campanillas. Quizá el mejor de nuestra historia, negro Mundial de 2014 aparte. Si se lo permiten, eso sí, unas lesiones que ya han puesto en entredicho la participación de Marc Gasol en el torneo carioca. Y, si la hipotética baja del mediano de la familia no conllevase suficiente preocupación para la FEB, su hermano Pau ha sido el último en dar el susto.

Hace algo más de diez días, conocíamos que la rodilla derecha del jugador de los Chicago Bulls se había hinchado súbitamente. El pívot catalán hablaba de "molestias" y de "un cierto grado de dolor". Y la franquicia del estado de Illinois se apresuraba a darle descanso.

El reposo benefició al de Sant Boi, que regresó hace veinticuatro horas después de haberse perdido cuatro partidos. Las sensaciones no pudieron ser mejores: Pau sumó 14 puntos, 14 rebotes, 3 asistencias y 3 tapones en tan sólo 24 minutos de juego y su equipo doblegó a los Sacramento Kings por 109-102. 'Mr. Doble-Doble', como le bautizó el Twitter oficial de los Bulls, completaba ya 39 partidos firmando dobles dígitos en un par de categorías estadísticas.

Con todo, el español se mostraba autoexigente. "Era lógico que sintiese un poco la falta del ritmo en el juego tras haberme perdido algunos partidos, pero al final todo ha ido bien", señaló. La cautela había sido máxima en Chicago. Gasol superó satisfactoriamente una resonancia magnética y desde el entorno del equipo se habla de su costumbre de rendir a tope incluso con dolor (se apunta también al hombro y al Aquiles como achaques recurrentes), a la manera de su gran amigo Rafa Nadal. Pau, aún sí, seguirá recibiendo de Fred Hoiberg una sensata restricción de minutos al menos en el próximo duelo de su franquicia. 

De cara a verano, no parece que estos avatares deban preocupar en demasía al seleccionador nacional, Sergio Scariolo. El daño en la rodilla de su gran estilete no es estructural y, a buen seguro, la gira de preparación del combinado español servirá para dosificar al center, que tendrá que estar activado para un grupo que, con Argentina, Brasil, Lituania, Nigeria y un plantel del Preolímpico (que podría ser Francia), no dará apenas margen al error.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba