Deportes

Un carnicero de Hortaleza, que le apoyó en su carrera, descubrió el fútbol de Luis Aragonés

 Pasó los primeros años de su vida en ese barrio donde le apodaron el 'Sabio de Hortaleza', mote que ya le habían puesto a un hermano.

Aún hay muchos que lo recuerdan y su familia ha echado raíces en Hortaleza, un pueblo, hoy barrio situado al norte de Madrid que era un descampado con cuatro casas en los tiempos en los que el comenzó a dar a la pelota. Luis Aragonés era conocido también como 'El Sabio de Hortaleza' y después de ganar la Eurocopa fue ascendido a Rey del barrio. Nació en una casa que fue derribada hace algunos años dentro de la expansión de este popular distrito de Madrid.

Durante una visita a 'Marca' un periodista le mostró algunas fotos de cuando jugaba en el barrio, en el campo 'el Pinar'. Y Luis reconoció a sus compañeros de los que aún contaba cómo eran técnicamente. Lo del 'Sabio de Hortaleza' era en realidad el mote con el que se le conocía a su hermano Matías, que era considerado como una persona culta y con gran capacidad. Era conductor de camión en aquellos años después de la guerra. Y en un partido de fútbol alguien le recolocó ese mote, y con eso se quedó. Sin embargo, Aragonés siempre que podía, explicaba que el origen y el honor de ese nombre que correspondía a su hermano.

Un gran amigo suyo, el periodista Javier Valdivieso (ya fallecido) la puso 'el zapatones', pero la realidad es que se quedó con lo que 'sabio'. En el distrito aún hay bares donde los viejos del lugar recuerdan su vida y sus primeros años de futbolista. Primero en Hortaleza, luego en el Hércules de Alicante y finalmente en el Atlético Madrid de su alma.

Generosa Suárez, asturiana de Candas, e Hipólito Aragonés se casaron y establecieron su domicilio en la calle Mar Cantábrico, en una casa baja, en pleno centro de lo que entonces era un pueblo con ayuntamiento propio. Su padre tenía un camión, pero también fabricaba tejas y tenía un campo donde cultivaba todo tipo de productos, algo muy habitual en aquellos tiempos en localidades cercanas a la gran ciudad.

Generosa tuvo diez hijos, de los que aún viven dos, que han dejado descendencia en el barrio que tenía a Luis Aragonés como su vecino más ilustre. El Ayuntamiento de Madrid le puso el nombre de un polideportivo y el entrenador acudió a la inauguración donde dijo que nunca pensó, cuando empezaba a jugar en los campos cercanos, que un día le pondrían su nombre a unos campos de fútbol.

Luego ha vuelto en algunas ocasiones a ver algunos partidos, pero la verdad es que sus visitas a la que fue su casa fueron esporádicas y se trasladó a vivir a una urbanización de la zona norte no muy lejana a su antigua casa. Le descubrió para el fútbol un carnicero del barrio, llamado Ángel Ramos, que le apoyó para que continuara jugando. Su madre tenía algunas reservas, pero luego firmó su primera ficha ya que al no ser aún mayor de edad él no podía hacerlo.

La Avenida de San Luis es hoy una gran calle en la zona norte de Madrid. Cuando Luis estudiaba era un camino de tierra donde había que coger un tranvía para ir a los Jesuitas de Chamartín donde Luis acudía junto a sus hermanos. Su padre murió joven, con 52 años, y Luis pudo continuar estudiando hasta que llegaron los primeros fichajes y su llegada al Atlético de Madrid, la que fue su casa durante muchos años.

Luis sabía hace tiempo que estaba herido de muerte y prefirió guardar su enfermedad con discreción acompañado de sus familiares más cercanos. Hoy Hortaleza llora la muerte de su 'sabio'.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba