Deportes

El Atlético castiga la racanería del Chelsea de Mourinho y Lisboa vivirá un histórico euroderbi madrileño (1-3)

Cuarenta años después, el Atlético se clasificó para la final de la Copa de Europa. Se impuso por 1-3 al Chelsea de Mourinho, que pagó cara su racanería en el partido de ida. Torres, que no celebró el gol, adelantó a los ingleses, pero Adrián, Costa y Arda le dieron la vuelta al marcador. El 24 de mayo, Lisboa vivirá una final madrileña, entre Atlético y Real Madrid.

Acabada la huelga del Metro en Londres, en Stamford Bridge había riesgo de que hubiera huelga de autobuses. Chelsea y Atlético ya protagonizaron un partido pastoso en el Calderón y nada invitaba a pensar que la vuelta no fuera a ser igual o, al menos, parecida. Los inicios del choque lo fueron, pero no su desenlace, cuando el equipo de Simeone demostró que no está donde está por casualidad.

Los rojiblancos están en la final de Lisboa con total merecimiento, tras imponerse por 1-3 al Chelsea de Mourinho. Allí se enfrentarán al Real Madrid, en la primera final de la historia de la Copa de Europa entre dos equipos de la misma ciudad. En el año 2000 ya hubo una final española, entre el Valencia y el Real Madrid.

Torres adelantó al Chelsea, pero no celebró su gol, un gesto incomprensible para alguien que se fue del Atlético "para ganar títulos"

El Chelsea se adelantó a los 36 minutos con un gol de Torres. Tenía que ser él, sí. Un gol que el fuenlabreño no celebró... Un gesto incomprensible se mire por donde se mire. Primero, porque es una falta de respeto a su afición, la del Chelsea, la del club que le paga una millonada. Y, segundo, porque si de verdad le duele tanto marcarle un gol al Atlético, que le hubiera pedido a Mourinho no jugar o, ya puestos, que no se hubiera marchado nunca del Calderón. "Me voy del Atlético para ganar títulos", dijo Torres cuando decidió marcharse al Liverpool. Y los ganado, pero el Atlético también sin él...

El gol ponía el partido donde más le gusta a Mourinho. Con ventaja en el marcador y, por tanto, sin necesidad de arriesgar. Sin embargo, el Atlético volvió a demostrar el gen competitivo que le inoculado Simeome y, justo antes del descanso, en el minuto 44 logró el empate. Marcó Adrián, que sí lo celebró.

Adrián empató justo antes del descanso y al regreso de vestuarios el Atlético se encontró el partido que más le convenía

Adrián y Arda Turan fueron titulares en el Atlético, mientras Raúl García y Villa se quedaron en el banquillo. Por su parte, Mourinho recuperó a Terry, lesionado en el partido de ida, y a Hazard, baja desde la anterior eliminatoria de Champions, frente al París Saint Germain. La gran novedad en el Chelsea fue la posición de Azpilicueta, de interior derecho, por delante de Ivanovic, un puesto que el navarro conocía de su época de juvenil en Osasuna. Es decir, que Mourinho tampoco inventó nada.

Sabedor de que necesitaba un gol y que ahora el partido estaba como más le gusta al Atlético, el técnico portugués no tardó en mover su banquillo. Etoo entró por Cole, con lo que Azpilicueta recuperó su posición de lateral, aunque de nuevo en la izquierda. Después de una buena parada de Courtois, el mencionado Etoo cometió un claro penalti sobre Diego Costa. El hispano-brasileño se encargó de lanzarlo y marcar el 1-2.

Etoo sustituyó a Cole y el camerunés hizo el penalti sobre Diego Costa que encarriló la eliminatoria para los de Simeone

Tras una hora de partido, ahora sí, el Chelsea no tenía más remedio que soltar amarras y buscar la portería de Courtois. Un remate de David Luiz al poste fue su mejor ocasión, pero para entonces el Atlético ya estaba desatado, ofreciendo su mejor versión. Arda Turan, tras estrellar el balón en el larguero, puso el 1-3 y sentenció el pase a la final, si no lo estaba ya.

Mourinho jamás había perdido una eliminatoria a doble vuelta, tras empatar fuera de casa el primer partido (6 de 6). Con razón le gustó tanto el 0-0 del Calderón, pero con lo que no contaba el portugués es que esta vez se enfrentaba al Atlético de Simeone.

Para cuando Mourinho quiso ir a por el partido, éste sólo tenía color rojiblanco y así llegaron los goles de Costa y Arda

Superar una semifinal de competición europea tras un 0-0 en casa no es nada fácil desde que los goles fuera valen doble en caso de empate. En semifinales de la Liga de Campeones lo intentaron 15 equipos y sólo lo lograron cinco (33%). El Atlético ha sido el sexto y mientras el Madrid sueña con levantar en Lisboa su décima Copa de Europa, los rojiblancos buscarán cuarenta años después la primera.

- Ficha técnica:

1- Chelsea: Schwarzer; Cole (Etoo, m.53), Terry, Cahill, Ivanovic; Luiz, Ramires; Azpilicueta, Hazard, Willian (Schürrle, m.77); Torres (Ba, m.67).

3- Atlético de Madrid: Courtois; Juanfran, Miranda, Godín, Filipe Luís; Tiago, Mario Suárez; Koke, Arda Turan (Rodríguez, m.84); Adrián López (Raúl Gardía, m.66), Diego Costa (Sosa, m.76).

Goles: 1-0, m.36: Torres. 1-1, m.44: Adrián López. 1-2, m.60: Diego Costa, de penalti. 1-3, m.72: Turan.

Árbitro: Nicola Rizzoli (Italia). Amonestó a Cahill (Chelsea), así como a Adrián y Diego Costa (Atlético de Madrid)

Incidencias: Partido de vuelta de las semifinales de la Liga de Campeones en Stamford Bridge (Londres).


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba