La Fundación no contempla retirar el galardón al americano

Armstrong seguira siendo Príncipe de Asturias de los Deportes 2000, aunque nunca tuvo trofeo, diploma ni premio

La Fundación Príncipe de Asturias no tiene previsto retirar el galardón al exciclista estadounidense Lance Armstrong, que obtuvo el Premio de los Deportes en 2000.

Armstrong seguira siendo Príncipe de Asturias de los Deportes 2000, aunque nunca tuvo trofeo, diploma ni premio
Armstrong seguira siendo Príncipe de Asturias de los Deportes 2000, aunque nunca tuvo trofeo, diploma ni premio

La Fundación asturiana aduce que su reglamento no contempla la retirada de premios, según han confirmado a Europa Press fuentes de la entidad, que no han querido realizar ninguna declaración al respecto. Lo más curioso del caso es que Armstrong mantiene su nombre en el historial de los premios, pero nada más. No acudió a recogerlo, así que se quedó sin el diploma acreditativo, la estatuilla y los 50.000 euros correspondientes. Eso sí, al enterarse de que el galardón aparejaba una dotación económica, el estadounidense reclamó el dinero pero la Fundación le comunicó que las bases dejan muy claro que para ello es imprescindible acudir a recoger el galardón en la ceremonia que se celebra a finales de octubre en el Teatro Campoamor de Oviedo.

La Unión Ciclista Internacional (UCI) anunciaba este lunes que retiraba todas las victorias del estadounidense Lance Armstrong, entre ellas los siete Tour de Francia que conquistó el texano, y que sancionaban de por vida al americano después de estudiar detenidamente el reciente informe de la Agencia Estadounidense Antidopaje (USADA).

En 2000 Armstrong fue galardonado por la Fundación Príncipe de Asturias por un jurado presidido por el expresidente del COI Juan Antonio Samaranch. En aquel momento, se decidió conceder el galardón al entonces dos veces ganador del Tour de Francia porque "representa desde el mundo del deporte la lucha del hombre para superar enfermedades en muchos casos tenidas como terminales", según consta en el acta que puede consultarse en la web de la Fundación.

"Armstrong padeció un cáncer con metástasis y pese a ello no renunció a la vida ni al deporte", añadía en el acta, apuntándole como "ejemplo universal" de cómo una persona puede enfrentarse con éxito a una enfermedad tan temible. "Lance Armstrong no se ha limitado a ser un campeón, ya que ha creado en Estados Unidos una Fundación para ayudar a quienes padecen tan dramática enfermedad", finalizaba aquel acta.

Los últimos acontecimientos han puesto en duda los méritos del norteamericano, pero la Fundación no contempla en sus normas la retirada de ningún premio.

De hecho, ésta no es la primera vez que se plantea una posible retirada de un galardón, con el mismo resultado. Un año antes que Armstrong, Günter Grass recibió en 1999 el Premio Príncipe de Asturias de las Letras. Posteriormente declaró públicamente que a los 17 años entró en las Waffen-SS. El asunto motivó una polémica en la que se planteó también la retirada del Premio.

Posteriormente, Giovanni Sartori, premio de Ciencias Sociales de 2005 tuvo también problemas. La Junta Islámica pidió que le retiraran el premio por realizar unas declaraciones que consideraban xenófobas y antidemocráticas respecto a los musulmanes. Pero el reglamento de la Fundación, que sirve de guía para los jurados a la hora de conceder un galardón, en ninguno de sus apartados contempla la opción de desposeer de la distinción a ninguna de las instituciones, grupos o personas que lo hayan recibido.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba