Sin Pep, el Barça ha pasado de ganar el 66% de los clásicos a tan sólo el 16

El doble sufrimiento de Guardiola en Nueva York: como entrenador y como culé

Según confiesa el propio Pep Guardiola desde su año sabático en Estados Unidos, él no ve los partidos del Barça como aficionado, sino "como entrenador". Es por ello que el técnico catalán estará sufriendo doblemente con los últimos partidos. Y especialmente en los clásicos, en los que él tenía cogida la medida al Real Madrid.

A las pocas semanas de llegar a Nueva York, a Guardiola le preguntaron cómo veía los partidos del Barça, si desde un punto de vista de aficionado o de entrenador: "Como entrenador, siempre soy entrenador", respondió él sin dudarlo. Es decir, que en las últimas dos semanas Pep estará sufriendo el doble viendo al Barça. Sufrirá como aficionado con las dolorosas derrotas ante el Milan en Champions (2-0) y el Madrid en Copa (1-3) y Liga (2-1). Pero, sobre todo, sufrirá como entrenador viendo el mal juego que su exequipo ha realizado en esos tres partidos tan importantes.

En referencia al posible campeón de Liga, Pep respondió en una entrevista que lo más importante era hacerse con los enfrentamientos directos: "Uno siempre quiere ganar la Liga y para ello tiene que ganar los partidos claves, que serán obviamente, ante el Real Madrid. Si el Barça domina el juego y la lucha puede ganar de nuevo la Liga". Pep se equivocó, pues el Barça es líder destacado de la Liga sin haber ganado ninguno de sus duelos directos con el Madrid.

Como no podía ser de otra forma, y por más que la desgraciada enfermedad de Tito Vilanova no permita entrar en más comparaciones, el Barça añora a Guardiola. Y sobre todo le echa en falta cuando le ha tocado enfrentarse al Real Madrid, seis veces ya en lo que va de temporada. Los números no engañan: de los 15 partidos que Guardiola dirigió al Barcelona contra el Real Madrid durante las cuatro temporadas que ocupó su banquilo, el conjunto catalán ganó 10, empató 3 y perdió 2, uno de ellos la final de Copa disputada en Mestalla (0-1 en la prórroga), con 33 goles a favor y 15 en contra.

De los 6 clásicos disputados desde la marcha de Pep, los azulgranas sólo han ganado 1, empatado 3 y perdido 2, con 9 goles a favor y 12 en contra, con el agravante de que supusieron perder la Supercopa de España, quedarse fuera de la final de Copa y tener perdido el particular (3-4) en Liga. De esta forma, el Barça ha pasado de ganar el 66,6 al 16,6% de sus enfrentamientos contra el Madrid y cuando antes perdía el 13,3 ahora lo hace el 33,3%. Los empates han subido del 20 al 50%. 

Mientras su próximo club, el Bayern de Múnich, sigue lanzando en la Bundesliga, la Copa de Alemania y la Liga de Campeones, el Barça ya perdido la Supercopa de España, está fuera de la Copa del Rey y, eso sí, marcha destacado en la Liga, aunque después de empatar con el Madrid en el Camp Nou (2-2) y caer en el Bernabéu (2-1).


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba