Deportes

Alonso, acosado por la prensa alemana, inglesa e italiana: ¿le odian o le tienen miedo?

Los medios de comunicación de diferentes países europeos siguen especulando con las causas del accidente de Fernando Alonso en Montmeló.

Alonso, en el GP de Canadá de 2014.
Alonso, en el GP de Canadá de 2014. Getres

Fernando Aonso, conocido por su afición a la magia, se sacó este viernes un conejo de su chistera en Twitter. Tiró de sarcasmo para comentar algunas de las cosas que se han publicado sobre lo que le sucedió el 22 de febrero en el circuito de Barcelona y se inventó la etiqueta (hashtag) .

El éxito de la misma ha sido notable, y miles de tuiteros convirtieron esa pregunta retórica en uno de los asuntos más populares (TT) en España. La hábil estrategia de comunicación del piloto asturiano funcionó, al menos durante horas, en su país. Otra cosa es más allá de las fronteras.

"Fernando recibió una descarga de 600 vatios, que le provocó dificultades en la vista y obstrucción temporal de las venas, pero esta verdad no se puede decir en la Fórmula 1", asegura Fabrizio Barbazza, expiloto italiano

Siempre se le ha echado en cara a Fernando su capacidad para acumular enemigos por donde pasa. Sobre todo, dicen, en el entorno de las escuderías para las que ha pilotado. Por ejemplo, entre los periodistas -que muchas veces son más papistas que el papa- de la misma nacionalidad que dichos equipos.

Cuesta discernir si es inquina personal o miedo deportivo, pero el hecho es que muchas de las teorías extraoficiales sobre las causas y consecuencias del accidente de Alonso se publican desde hace días en la prensa internacional.

Algunas, como la del Daily Mirror, suenan estrambóticas. La relación del ovetense con la prensa inglesa quedó seriamente tocada durante su primera estancia, año 2007, en McLaren. Así que no extraña que un diario sensacionalista como el Mirror especule en portada con la posibilidad de que Fernando "no vuelva a poder pilotar nunca".

Otro periodico amarillo, el alemán Sport Bild, dejaba caer este jueves la opción de un plante de las escuderías en Australia. Citando, sin identificar, al director deportivo de un equipo, la extensión deportiva del popular Bild abona la teoría de la descarga eléctrica como detonante del golpe de Alonso contra el muro y, como quiera que las centralitas eléctricas de todos los coches son las mismas, el miedo a sufrir un percance similar provocaría esa presunta huelga general en Melbourne.

La tradición de prensa amarilla existente en Alemania y Gran Bretaña permite tomar con cierta distancia y escepticismo este tipo de noticias. Bien diferente es lo que llega de Italia, último lugar de acogida de Alonso durante su etapa en Ferrari.

Fabrizio Barbazza, expiloto de Fórmula 1, ha escrito un artículo cuyo título lo dice todo: "La verdad oculta de Alonso". Sus teorías han sido reproducidas en varios medios italianos, entre ellos el muy serio diario La Repubblica.

"Fernando recibió una descarga de 600 vatios, que tuvo graves consecuencias, como dificultades en la vista y obstrucción temporal de las venas, pero esta verdad no se puede decir en la Fórmula 1 -afirma Barbazza-. Los efectos fueron suficientes para perder el control del coche y provocar el ‘accidente extraño’ del que habló Sebastian Vettel”.

Otro reputado periódico transalpino, La Gazzetta dello Sport, publicó un reportaje en el cual, contundente, asegura que el español "perdió el conocimiento antes del accidente".

Así lo pondrían de manifiesto, según el diario deportivo italiano, las imágenes captadas por la cámara del Ferrari de Sebastian Vettel, que circulaba tras el McLaren del asturiano en el momento de la colisión.

"El vídeo de Vettel desvela la dinámica: Alonso estaba inconsciente", indica el periódico rosa (por el color de sus páginas), que elucubra con que esa circunstancia explicaría por qué el piloto carbayón no intentó corregir la trayectoria del monoplaza que, tras chocar contra el muro, siguió arañando la pared durante unos 200 metros.

La Gazzetta dello Sportdescarta la teoría de ladescarga eléctrica. A juicio del que firma la información, los sistemas de seguridad de los coches de F1 impiden que eso pueda suceder.

La pregunta es: ¿qué nuevos datos, ciertos o inventados, publicarán durante los próximos días -semanas- los medios de comunicación internacionales?


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba