Deportes

El CSD incluirá sanciones en el reglamento de sus centros de alto rendimiento tras el saludo nazi de tres atletas

El Consejo Superior de Deportes (CSD) ha decidido revisar el reglamento de sus centros de alto rendimiento para sancionar actitudes racistas como el saludo nazi que protagonizaron tres atletas en sus instalaciones de León, un caso que se acabó archivando sin consecuencias.

Así lo revela el Gobierno en respuesta a una pregunta del diputado de Izquierda Plural (IU-ICV-CHA) Ricardo Sixto interesándose por el homenaje que un grupo de atletas brindó al lanzador de peso Carlos Tobalina que acabó con varios de ellos posando en dependencias oficiales haciendo el saludo nazi.

Los hechos, que trascendieron el pasado mes de febrero, ocurrieron en el transcurso de una fiesta en honor de Carlos Tobalina, lanzador de peso de Castro Urdiales (Cantabria) que días atrás había logrado un lanzamiento de 20,02 metros, lo que le convertía en el tercer mejor lanzador de la historia en España.

Una foto enviada por las redes sociales muestra a Tobalina y su amigo Daniel Martínez haciendo ambos el saludo nazi con la mano derecha mientras llevan la izquierda al corazón. Sentado delante de ellos, el joven discóbolo José Lorenzo Hernández, también con bigote, les acompaña levantando el brazo recto.

Según recuerda el diputado valenciano de IU, se anunció públicamente la apertura de un expediente a los tres atletas pero al final, una vez que ellos pidieron públicamente disculpas por su error, la Real Federación Española de Atletismo (RFEA) zanjó el episodio sin sanciones, lo que provocó que la Comisión Estatal contra la Violencia, el Racismo, la Xenofobia y la Intolerancia en el Deporte elevara el caso ante el Tribunal Administrativo del Deporte.

En su respuesta, el Gobierno asegura lamentar "profundamente" los hechos y subraya su apoyo al recurso planteado por la Comisión Estatal contra la Violencia, el Racismo, la Xenofobia y la Intolerancia contra la decisión de archivar el expediente.

Según explica, tras conocer el episodio los responsables del Centro de Alto Rendimiento Deportivo (CARD) de León se reunieron con los deportistas que protagonizaron los hechos para analizar lo ocurrido. "En la citada reunión, los atletas explicaron el origen de los hechos y reconocieron el grave error en el que incurrieron", subraya, recordando que se les suspendió cautelarmente el acceso a las instalaciones.

Lo que sí anuncia es que "el Consejo Superior de Deportes está revisando el Reglamento Interno de sus Centros de Alto Rendimiento para introducir las medidas necesarias para sancionar hechos de esta naturaleza".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba