Algo que no ocurrió con Mike Brown

Los Lakers anuncian que ficharán un entrenador que tenga el "beneplácito" de Kobe Bryant

El primer nombre que ha salido para ocupar la vacante dejada por Mike Brown es el del veterano Phil Jackson, ganador de cinco títulos con los Lakers.

La decisión de Los Ángeles Lakers de despedir al entrenador Mike Brown cuando sólo se llevan disputados cinco partidos de liga ha sido considerada por el mundo de la NBA como la más "sorpresiva" e "ilógica" que se recuerda en la historia de una de las grandes dinastías del baloncesto profesional.

Nadie entiende la decisión tomada por los Lakers en la persona de Brown, al que le quedaban tres años de contrato, y le dieron la confianza, de al menos, completar una segunda temporada en la que pudiese establecer el nuevo sistema del llamado "Ataque Princeton", dirigido por el asistente Eddie Jordan.

Tampoco el gerente general de los Lakers, Mitch Kupchak, en la rueda de prensa ofrecida para hablar del cese de Brown y del proceso de selección que harán de su sucesor, dio ninguna idea de los planes que tienen, aunque aseguró que el proceso sería "breve". Lo que sí estableció fue que el nuevo giro que quisieron darle a la marcha de los Lakers, de apartarlo del tradicional y genuino "showtime" por el de "princeton", murió antes que se pudiese ejecutar después de 13 partidos (1-12) disputados, incluidos los 0-8 de la pretemporada.

Brown se marcha sin que pudiese demostrar que el proyecto funcionase, ya que sólo contó en un partido y medio de liga con el nuevo quinteto titular que formaron durante el descanso de verano tras las incorporaciones del base canadiense Steve Nash y el pívot Dwight Howard. Nash fue baja desde el segundo partido al lesionarse la rodilla izquierda ante los Trail Blazers de Portland y Howard todavía no está al cien por ciento tras la operación de espalda a que se sometió la pasada primavera.

Brown sabía perfectamente como quería que jugase el equipo bajo su sistema, pero con los fichajes que hicieron los Lakers también era consciente, como los propios directivos, que la misión sería "imposible" y de ahí que ni dejaron que lo intentase, al margen del mal comienzo de pretemporada y de liga, los peores de su historia.

Ahora la gran expectación e interrogante están puestas en conocer el nombre que ocupe el puesto dejado vacante por Brown, y el primero que ha vuelto a la palestra ha sido el del veterano Phil Jackson, su antecesor en el cargo, y ganador de cinco títulos con los Lakers. Jackson fue el que decidió retirarse en el 2011 después de ganar el quinteto título de liga con el equipo -undécimo como profesional-, el que más en la historia de la NBA.

Aunque Kupchak no mencionó el nombre de Jackson durante la rueda de prensa, un canal de televisión de Los Ángeles confirmó que el veterano entrenador fue visto el jueves por las instalaciones de entrenamiento que el equipo tiene en El Segundo (California).

El equipo no ha querido hacer ningún comentario oficial al respecto, aunque una fuente cercana a la organización admitió la presencia de Jackson, pero la calificó de pura "coincidencia". Sin embargo, figuras como la del legendario Magic Johnson, ligado permanentemente a los Lakers, ya ha anticipado que el actual equipo de estrellas está formado para que Jackson lo vuelva a dirigir.

Lo que Kupchak sí dejo claro fue que los Lakers no buscarán entre los actuales entrenadores asistentes de la NBA al sustituto de Brown, dando por descartada la vuelta de Brian Shaw al equipo, al trabajar ahora en esa posición con los Pacers de Indiana. Shaw, que fue asistente con Jackson, era el entrenador que el escolta estrella de los Lakers, Kobe Bryant, quería como primera opción y el resto del equipo, pero el vicepresidente ejecutivo Jim Buss, lo descartó, como hizo con Rick Adelman, ahora al frente de los Timberwolves de Minnesota.

Kupchak admitió que el nuevo entrenador de los Lakers saldrá de la lista de "buenos" profesionales que dijo hay en la NBA y que en la actualidad no tienen trabajo. Dentro de esa lista ya han sonado los nombres de Jerry Sloan, Jeff Van Gundy, hermano de Stan, que dirigió a Howard con los Magic de Orlando y que al enfrentarse con la estrella le costó su despido, Mike D'Antoni, Nate McMillan, Mike Dunleavy, entre otros.

Kupchak tampoco dijo que el próximo entrenador de los Lakers deberá recibir el "beneplácito" de Bryant, algo que no logró Brown, pero que esta vez será el primer requisito que cumpla el candidato elegido, de ahí que si Jackson quiere volver el puesto será suyo.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba