Cultura

Puppy, de Jeff Koons, recupera su aspecto original por el aniversraio del Guggenheim

La escultura floral del artista norteamericano Jeff Koons, un cachorro conocido como "Puppy" que preside la entrada del museo Guggenheim-Bilbao, recuperará el aspecto que tenía hace 20 años.

Puppy, de Jeff Koons,  recupera su aspecto original por el aniversraio del Guggenheim
Puppy, de Jeff Koons, recupera su aspecto original por el aniversraio del Guggenheim

La escultura floral del artista norteamericano Jeff Koons, un cachorro conocido como Puppy que preside la entrada del museo Guggenheim-Bilbao, recobrará su aspecto original, aunque con un aire "más asilvestrado y orgánico", para celebrar este año el XV aniversario de este centro de arte.

El cambio de flor en este monumental cachorro de west highland white terrier comenzó el pasado día 21 y hoy ya es visible, aunque habrá que esperar a que la floración avance para que sea más evidente el cambio de vestido.

Para el nuevo traje se han utilizado más de 38.000 flores entre begonias, alegrías, lobelias, petunias, claveles de indias y ageratos agrupados en manchas de pequeño tamaño, en sustitución de las de gran formato que han cubierto la obra durante las últimas catorce primaveras, tal y como ha informado el Guggenheim-Bilbao en una nota de prensa.

"Se trata de un estructura metálica de 12 metros de altura y 15 toneladas de peso recubierta con un manto vegetal y dotada de un sistema de irrigación permanente".

El color predominante en el conjunto será el blanco y, en esta ocasión, lo que se busca es que el famoso cachorro vuelva a su aspecto originario de hace veinte años, cuando fue creado por Koons para un castillo situado en Bad Arolsen (Alemania).

Así, cuando se cumplen este año los quince años de la apertura del Guggenheim Bilbao, Puppy tendrá un aspecto "más asilvestrado y orgánico".

Puppy está situado en la entrada principal del Guggenheim y se ha convertido en una de las obras más icónicas de este museo, frente a la que se han inmortalizado millones de visitantes en estos quince años. Se trata de un estructura metálica de 12 metros de altura y 15 toneladas de peso recubierta con un manto vegetal y dotada de un sistema de irrigación permanente.

El primer Puppy fue creado hace 20 años para ser instalado de manera temporal en un castillo en la ciudad alemana de Bad Arolsen, y el monumental cachorro floral atrajo la atención del público y el interés de la prensa especializada.

Después, Koons creó una versión de mayor tamaño que se mostró en el patio del Museo de Arte Contemporáneo de Sidney entre diciembre de 1995 y marzo de 1996. Fue en 1997 cuando Puppy viajó hasta Bilbao y fue colocado en su emplazamiento definitivo frente al Museo Guggenheim Bilbao, que abrió sus puertas el 18 de octubre de ese año. Puppy cambia su aspecto dos veces al año, en mayo y en octubre.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba