Cultura

La Policía italiana encuentra un Picasso robado valorado en 15 millones de euros

La obra de arte estaba en manos de un enmarcador jubilado, que reparó "la fotografía de la mujer fallecida de un anciano" y el cliente se vio en "la obligación" de obsequiar al trabajador con el cuadro. 

alia recupera un Picasso de 15 millones con el que pagaron a un enmarcador
alia recupera un Picasso de 15 millones con el que pagaron a un enmarcador EP

La policía italiana ha recuperado una obra de Picasso, Violin et bouteille de Bass, obra cubista valorada en 15 millones de euros que estaba en poder de un enmarcador y posiblemente había sido robada en circunstancias no aclaradas. Es una tela de medias dimensiones, de 54 por 45 centímetros, fechada en 1912 y correspondiente al periodo cubista del artista español, que estaba "a punto de ser exportada del país", dijo a Efe una fuente del Ministerio de Cultura italiano.

Las sospechas de los agentes del comando Carabinieri de Tutela del Patrimonio Cultural llegaron cuando un jubilado romano, antiguo enmarcador, solicitó el permiso de exportación a la casa de subastas Sotheby's de una obra que valoró en 1,4 millones de euros, una cifra muy baja para una pintura que figuraba en el catálogo Zervos, el más completo que existe del trabajo de Picasso, en 1961. El general Mariano Mossa, que presentó a la prensa en Roma el cuadro, explicó a los medios españoles, entre ellos Efe, que la historia se remonta a 1978, cuando "un enmarcador de Roma reparó un marco de la fotografía de la mujer fallecida de un anciano", quien se vio en la obligación de obsequiar al enmarcador con esta tela.

Sin saber que era una obra del maestro español, el enmarcador "tuvo durante 36 años esta tela y la conservó en su casa de manera no adecuada, porque no sabía que era un Picasso"

Sin saber que era una obra del maestro español, el enmarcador "tuvo durante 36 años esta tela y la conservó en su casa de manera no adecuada, porque no sabía que era un Picasso", una falta de cuidado que ha hecho que haya tenido que ser restaurada. Mossa continuó: "Un día, mirando catálogos de Picasso, el enmarcador vio una cierta similitud con la técnica de Picasso y comenzó a hacerse preguntas" y fue entonces cuando lo presentó a la casa Sotheby's e hizo saltar la alarma.

Los agentes comprobaron entonces la autenticidad de la obra, que el enmarcador quiso vender por 1,4 millones de euros, tras asegurar que era el actual propietario y pedir el permiso para la libre circulación y así poder exportarlo. Mossa confirmó la certeza de que se trata de una obra de artista español -"Es absolutamente seguro que es un Picasso"- y explicó que el cuadro está ahora "bajo secuestro" hasta comprobar la legitimidad del señor que dice ser el propietario. 

Se refirió a la "excepcional relevancia artística" de la obra recuperada y aseguró que los Carabinieri continuarán con la investigación y, tras ello, decidirán el destino de la misma. A ello se refirió el ministro de Bienes Culturales, Dario Franceschini, quien explicó a la prensa que "es necesario esperar a las investigaciones para conocer a quién pertenece" y, tras ello, decidirán si la obra se expone o tiene un propietario.

En 1912, cuando pintó esta obra ahora descubierta, Picasso estaba en pleno periodo cubista y de inspiración en Georges Braque con la inserción en sus telas de símbolos figurativos, como letras de imprenta, notas de música o instrumentos musicales. Los dos artistas trabajaron juntos en el verano de aquel año en Sorgues y de esa época son muchas de las obras con instrumentos musicales, así como la serie de esculturas que el autor malagueño dedicó a las guitarras.

Como hicieron Juan Gris y otros artistas, Picasso incluyó en decenas de sus obras una botella de la cervecera inglesa Bass como la que figura en el cuadro ahora recuperado, en el que pintó el característico triángulo rojo que identifica a la marca. El hallazgo en Italia sigue al de otra obra del pintor malagueño hecho el pasado febrero en Estados Unidos: "La coiffeuse" ("La peluquera") que desapareció en 2001 del Centro Pompidou de París, y fue encontrado en Newark, adonde llego en un barco procedente de Bélgica etiquetado como "artesanía" y valorada en 37 dólares (32 euros).

En Italia la última vez que se pudo apreciar la obra de Picasso fue en 2014, cuando el Palazzo Strozzi de Florencia exhibió "Picasso y la modernidad española", con 42 obras del pintor malagueño pertenecientes al Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía de Madrid. Además de la obra del artista español, el Comando de Tutela del Patrimonio Cultural italiano presentó otras dos obras recuperadas por sus servicios: una estatua, "Mitra Tauroctono", datada en los sigos II-III d.C. y un óleo de Luca Carlevarijs (1655-1731) de la plaza de San Marcos.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba