Cultura

El 'Tratado sobre la tolerancia' de Voltaire revive tras el atentado contra Charlie Hebdo

En una semana se ha vendido casi el mismo número de ejemplares que se vendieron en una década. El ataque a 'Charlie Hebdo' ha llevado los lectores a buscar Tratado sobre la tolerancia. En este ensayo, Voltaire reflexiona sobre el efecto pernicioso de la persecución religiosa. Fue publicado en 1763, en ocasión de la muerte del comerciante Jean Calas, sometido a juicio por ser protestante.

Voltaire, en un retrato realizado hacia 1724.
Voltaire, en un retrato realizado hacia 1724.

La muerte de 17 personas en menos de dos días en Francia ha obligado a muchos a buscar certezas ahí donde sólo hay vacío; algo a qué sujetarse para no resbalar por la cuesta –siempre abajo- de lo irracional. Voltaire ha sido una de esas columnas firmes en medio terremoto, y no sólo porque es suya la frase "No estoy de acuerdo con lo que dices, pero defenderé con mi vida tu derecho a expresarlo", sino todavía más por su Tratado sobre la tolerancia, un libro cuyas ventas se han disparado en Francia tras el asesinato de diez miembros del semanario Charlie Hebdo a manos de dos francotiradores yihadistas. Acaso porque entre tanta oscuridad, las luces harán lo suyo.

"Se diría que hemos hecho voto de odiar a nuestros hermanos, ya que no somos capaces de amar y socorrer”, escribe el filósofo.

Tratado sobre la tolerancia fue escrito por Voltaire en 1762. Tras la revocación que hizo Luis XIV del edicto de Nantes, que permitía la libertad de cultos en Francia, una ola de tensión religiosa se propagó en todos los estamentos. Uno de sus principales símbolo fue Jean Calas, un comerciante de Toulousse que fue sometido a juicio y condenado a muerte debido a su condición de protestante. Para lograr la revisión del proceso, Voltaire publicó el Tratado sobre la tolerancia con motivo de la muerte de Jean Calas (Traité sur la tolérance à l’occasion de la mort de Jean Calas). Finalmente el 9 de marzo de 1765 se reconoció la inocencia de Jean Calas, cuya memoria y la de su familia fue rehabilitada.

En las páginas de este libro, Voltaire anima al resto de los filósofos a hacer la guerra sistemáticamente contra la persecución religiosa. “Todas las cofradías merecen respeto: son edificantes; pero por muy grande que sea el bien que hagan al Estado, ¿iguala a ese mal que han causado? Parecían instituidas por el celo que anima en el Languedoc a los católicos contra aquellos a los que llamamos hugonotes. Se diría que hemos hecho voto de odiar a nuestros hermanos, ya que no somos capaces de amar y socorrer”, escribe el filósofo en el segundo capítulo del ensayo.

Según reveló la editorial Gallimard a la agencia Efe, en apenas dos días ha sido necesario imprimir una reedición de 10.000 ejemplares suplementarios para responder a la creciente demanda, es decir: en una semana se ha vendido casi el mismo número de ejemplares que se vendieron en una década. La imagen del escritor y filósofo del siglo XVIII no sólo presidió algunas pancartas de los cuatro millones de ciudadanos que se manifestaron el domingo, donde cerca de cuatro millones de ciudadanos rindieron homenaje a las víctimas, sino que librerías y editoriales comienzan a percibir igualmente el renovado interés que despierta su obra.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba