El Buscón

La CNMV no se olvida de Sousa y le sancionará por tomar el pelo mediante Hechos Relevantes

Parece que se lo ha tragado la tierra, pero además del complejo horizonte judicial que enfila, la CNMV tiene un expediente abierto contra el ex presidente de Pescanova por poco menos que 'cachondearse' con los Hechos Relevantes. 

¿Qué ha pasado con José Manuel Fernández Sousa, el ex presidente de Pescanova, cuya suspensión de pagos va a cumplir un año y sobre la que parecía llevar una instrucción furibunda el juez Pablo Ruz? El magistrado pareció tomarse este caso muy en serio, (a instancias, por supuesto, de la CNMV, que estaba que trinaba con el Ejecutivo) e incluso llegó a aplazar la primera comparecencia en sede judicial de Sousa para estudiar con calma el informe forensic de KPMG, que fue demoledor, como se esperaba, señalando las malas prácticas del propio Sousa como gran causa del enorme agujero de la compañía (unos 3.500 millones de euros).

Pero después de esos bríos iniciales, hemos asistido a un episodio de peleas internas en la compañía, a cuenta del plan de salvamento, la quita de deuda y, en definitiva, de quién va a estar al frente de la nueva Pescanova. Un rollo que todavía sigue latiendo y que tiene a la empresa en un tenso (¿agónico?) compás de espera. Sin embargo, no se sabe nada de cuándo va a empezar el juicio del caso o, al menos, si van a seguir siendo llamados a declarar los imputados, especialmente el celebérrimo Sousa.

En este tiempo reciente, el ex presidente no se ha dejado ver, a pesar de haber protagonizado intervenciones que han sido un auténtico festival, como la demanda a la compañía por despido improcedente después de haber estallado todo el escándalo; el ataque a los bancos ¡por haberle concedido los créditos en el pasado!, la rocambolesca fuga de su mujer a Portugal con dinero en el zurrón, su aparición en los ‘papeles de Bárcenas’, sus frases célebres (“tanto esfuerzo ha merecido la pena”, “todo lo he hecho por el bien de la empresa”…).

Ya veremos...

Tampoco estuvo nada mal su comunicado en el que reconocía haber vendido sus acciones usando información privilegiada, añadiendo que usó parte del capital para prestárselo a la compañía… a tipos más altos que los de mercado. O sea, dinero de insider trading para préstamos abusivos, aunque en una entrevista llegó a aclarar en su descargo que “ojo, ya veremos si lo recuperaré”.

Pero merece la pena recordar dos hechos auténticamente estrafalarios: la primera, la reunión extraordinaria del consejo tras anunciar la suspensión de pagos de la compañía, tras la que Sousa comunicó mediante Hecho Relevante que todo había ido de maravilla, cosa que provocó un aluvión de desmentidos por parte de los consejeros. Aquí no ha pasado nada; respaldo total del consejo y todo bajo control, “por unanimidad”.  

Claro, Sousa publicaba esas falsedades porque las compañías registran sus comunicaciones en la CNMV de manera automática a través del programa CifraDoc, privilegio del que gozan las empresas cotizadas y emisoras. El entonces presidente escribía y publicada lo que le daba la gana, sin control alguno y se publicaba automáticamente. Los consejeros, al verlo, tuvieron que dirigirse al regulador y pedirle que publicara su versión, desencadenando una guerra de Hechos Relevantes, con desmentidos furibundos de Carceller, Luxempart e Iberfomento. De chiste. Indigno de un mercado que se dice desarrollado.

Imaginamos cómo estaría Elvira Rodríguez, presidenta recién aterrizada en la comisión que se estrenaba con este gran fraude en el que encima el responsable se lo tomaba todo con puro recochineo.

Travieso

Y, en segundo lugar, ya resultó genial que cuando la autoridad concursal le retiró de la presidencia de Pescanova, en lugar de coger los trastos e irse, aún pudo usar (indebidamente) sus claves CNMV para ¡pedir mediante Hecho Relevante que le repusieran en el cargo! Hubo que retirarle las claves, como a un niño travieso, claro.

Lo de Sousa ha sido lo nunca visto y, además de todo el horizonte judicial al que se enfrenta, la CNMV le está preparando un expediente por emitir comunicaciones al mercado “con contenido no veraz”. Una expresión muy educada, que tal vez debería incluir “que rozan el cachondeo y la jeta más flagrante”.

Este expediente es el menor de sus problemas, pero algo le caerá por ello. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba