Blogomaquia

Justicia ciega

En este país donde lo público forma parte del aparato digestivo de élites hambrientas y los intereses de lobbies y minorías viven al acecho de los microorganismos de la administración autonómica, resulta difícil hallar palabras adecuadas para expresar la irritación que produce el sinnúmero de pillos y Lazarillos de alto copete que prosperan por estos lares como amanita muscaria y, además, nunca encuentran castigo a los excesos y corrupciones que cometen a su paso.

¿Quién quiere más?

¿Qué decir de la poderosa familia Botín que escondía 2.000 millones de euros bajo los pliegues secretos de un colchón situado en el interior del búnker de las cuentas suizas de HSBC? ¿Qué expresar al respecto cuando incluso la propia Fiscalía pidió archivar el caso contra los Botín? ¿Adónde dirigir nuestras quejas después de saber que la infanta Cristina, esposa de un señor imputado por fraude, falsedad documental y malversación de caudales públicos, ha sido exonerada de cualquier acusación y el mismísimo fiscal ha salido a la palestra señalandoque no hay indicios de que doña Cristina conociera las actividades de su marido, amén de que sería demagógico, habrase visto la mala fe de la gente, atribuir tales cargos a la hija del Rey?

Y no solo eso. ¿Qué hace el gobierno del PP en los primeros meses de mandato electoral indultando a dos condenados por malversación de fondos públicos, entre los que se encontraba el famoso Josep Maria Servitje Roca, ex secretario general de la Consejería de Trabajo de la Generalidad durante los gobiernos autonómicos de Jordi Pujol? ¿Acaso este tipo de ejemplos, nada ejemplarizantes, constituye el “storyboard” de la (in) moralidad política de nuestros políticos o, peor aún, esta clase de conductas es ni más ni menos que el arquetipo de la famosa ley de oro que reza: “las élites jamás se muerden entre ellas”?

Ciega justicia

Mal vamos cuando la realidad sobrepasa las expectativas de la sátira y no hay discurso cáustico lo suficientemente potente para ridiculizar y desarmar lo que causa enojo y es motivo de crítica. Pero, desde el momento en que la parálisis de la Justicia, que no el ideal de higiene democrática, cobija y extiende las prácticas de corrupción por doquier, no podemos sorprendernos en absoluto de lo que sucede. Y si los representantes de nuestro sistema político persisten, salvo contadísimas excepciones, en mantener hábitos absolutamente sombríos y antidemocráticos, y, por otro lado, rara vez funcionan las instituciones del poder judicial como órganos independientes, es natural que líderes y gobernantes no lleguen a abandonar aquellos tics que caracterizan a cualquier régimen aristocrático. Con lo cual, también es lógico deducir que ni siquiera en un futuro próximo vamos a ver en estas tierras cómo se persigue la impunidad con la que, hasta la fecha y chuscamente, políticos, miembros del mundo financiero, familiares de la casa real… consuman sus pequeñas y no tan pequeñas tropelías mientras la diosa Justicia nada ve y, por su ceguera, nada hace.

Así que que ahora sepamos que al ex presidente de la CEOE,Gerardo Díaz Ferrán, se le han localizado sumasenormes de dinero tanto en su casa como en domicilios de allegados; que averigüemos asimismo que el citado Díaz Ferrán utilizó de modo torticero y falso su insolvencia financiera; no es algo banal ni casual. Al contrario, el entramado de las lucrativas dispensas públicas lleva preparando la salsa de este sainete pantagruélico que, desde hace décadas, define una manera, made in Spain, de hacer política que, a la postre, agarrota a los ciudadanos. Y todo esto ocurre mientras el perímetro del Cuarto Mundo se ensancha y la crisis económica, según informa este diario, aumenta “en dos millones el número de personas en riesgo de pobreza o exclusión social en España”.

De estos espectáculos, ¿qué comentaría mi admirado Padre Mariana, el cual en 1607 sufrió prisión preventiva encerrado en una celda del convento madrileño de San Francisco por criticar la mala praxis de los gobernantes?


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba